jueves, 9 de agosto de 2007

FERIA 2007: A propósito de un insulso indulto

No hay duda que nuestro amigo y colaborador Walter Chávez Tejada es un real entendido en asuntos de tauromaquia. Lo prueba el hecho de que supo adelantarse a los acontecimientos en una carta que anteriormente publicáramos en esta misma sección, en la que daba cuenta de la falta de calidad de los toros provenientes de Punta Hermosa de Cajamarca. Lo insólito de la situación dada en la feria fue el indulto, a todas luces errado, del toro “El Luchador”, tercero de la segunda tarde, proveniente de esa ganadería, manso de solemnidad, que de ninguna manera merecía tal premio. El hecho ha desatado una ruidosa censura al juez de plaza Agustín Zegarra Marín, quien demostró no estar a la altura de su función, creando más de una duda y suspicacia en el respetable. A continuación transcribimos la protesta de nuestro colaborador. (Nota de la redacción)
El toro indultado de Punta Hermosa. (Foto Javier Chávez Silva)


CARTA ABIERTA A LA AFICION TAURINA DE CELENDIN.
Hasta las tres de la tarde del día de ayer, creí, inocentemente, que el vergonzoso indulto al toro manso de la ganadería de Punta Hermosa, fue producto de la ignorancia o el desconocimiento. Pero, luego de escuchar el comunicado que el señor juez de plaza mandó publicar a través d los parlantes de la misma, ya no lo creo más, y su contenido me obliga a escribir y publicar la presente para defender la Fiesta de los Toros, la verdad y la honestidad que deben primar en esta hermosa tradición de nuestro pueblo de Celendín y para, en mi calidad de aficionado a las corridas de toros y de celendino, porque yo si lo soy, desmentir los argumentos y falacias con que se pretende cubrir un hecho tan lamentable.
El señor juez miente, cuando afirma que cumplió con el Reglamento Taurino al momento de indultar al referido toro, pues el mencionado documento, que no es de obligatorio cumplimiento en otras plazas del país, condiciona este premio a la bravura del toro, en primer lugar y por sobre todo. Si esto es así, ¿El toro de marras fue excepcionalmente bravo? No; todo lo contrario, manseó desde que salió al ruedo, escapando de todos los capotes que le presentaron, tuvieron que “cazarlo” en las tablas y en forma antirreglamentaria, para darle la pica, de la que salió escupiendo y rebrincando como caballo de rodeo. Al primer par de banderillas protestó doliéndose escandalosamente y, gracias a que encontró a un torero como Angel Romero, que mimándolo y templando su embestida lo acomodó y fue enseñando a embestir hasta que se entregó finalmente. Esto último, que fue mérito exclusivo del matador, no le quita su calidad de manso y, a un manso, señor juez, no se lo indulta nunca, por más trapío que tenga.\u003cbr\>Finalmente, señores de la comisión taurina 2007, NUNCA, EN NINGUNA PLAZA DEL MUNDO, el ganadero está sentado a la vera del juez de plaza. Ojalá que esto no haga pensar, por otro lado con justicia, que ayer hubo influencia extraña en la sorprendente decisión del indulto


El señor juez miente, cuando afirma que cumplió con el Reglamento Taurino al momento de indultar al referido toro, pues el mencionado documento, que no es de obligatorio cumplimiento en otras plazas del país, condiciona este premio a la bravura del toro, en primer lugar y por sobre todo. Si esto es así, ¿El toro de marras fue excepcionalmente bravo? No; todo lo contrario, manseó desde que salió al ruedo, escapando de todos los capotes que le presentaron, tuvieron que “cazarlo” en las tablas y en forma antirreglamentaria, para darle la pica, de la que salió escupiendo y rebrincando como caballo de rodeo. Al primer par de banderillas protestó doliéndose escandalosamente y, gracias a que encontró a un torero como Angel Romero, que mimándolo y templando su embestida lo acomodó y fue enseñando a embestir hasta que se entregó finalmente. Esto último, que fue mérito exclusivo del matador, no le quita su calidad de manso y, a un manso, señor juez, no se lo indulta nunca, por más trapío que tenga.Finalmente, señores de la comisión taurina 2007, NUNCA, EN NINGUNA PLAZA DEL MUNDO, el ganadero está sentado a la vera del juez de plaza. Ojalá que esto no haga pensar, por otro lado con justicia, que ayer hubo influencia extraña en la sorprendente decisión del indulto.
Celendín 1 de agosto de 2007.
(Firma) Walter Chávez Tejada.
DNI 18143426

No hay comentarios: