martes, 29 de diciembre de 2009

CARTAS: Renzo Gutiérrez Merino

PALMAS MAGISTERIALES PARA EUSEBIO HORNA TORRES, MAESTRO CELENDINO

Renzo es un celendino genuino, de aquellos que aman de veras a Celendín, y es, por tanto, un gran colaborador nuestro. Publicamos esta carta en la que nos informa acerca de la condecoración recibida por el maestro Eusebio Horna Torres, quien se desempeñó durante muchos años como Inspector de Educación en las provincias de Celendín y Bolívar, y como Director del Núcleo Educativo del Callao, cargo que ejerció con gran acierto, dejando siempre constancia de su inquietud innovadora en pro de la educación de nuestra provincia (NdlR).

Estimados amigos de CPM:
Me es grato saludarlos nuevamente y felicitarlos por el gran aporte que vienen realizando para nuestro querido Celendín por medio de su blog; la presente tiene por finalidad informarles que se llevó a cabo la condecoración de las Palmas Magisteriales a reconocidos maestros, verdaderos colaboradores para el desarrollo de los pueblos; este gran evento se llevó a cabo el día 10 de Diciembre y me es grato contarle que uno de los educadores condecorados en esta oportunidad fue el maestro Celendino Eusebio Horna Torres, distinguido maestro de antaño.
Pues me pareció importante enviarle esta información para poder de esta manera rendirle homenaje en su espacio Web a este distinguido educador que sale de nuestra tan querida tierra de Celendin; este artículo fue publicado en la web del portal institucional del Ministerio de Educación.
Muchísimas gracias y hasta otra oportunidad, se despide su amigo,
Renzo Gutiérrez Merino.

El maestro Eusebio Horna Torres, justo debajo del aro de la canasta de básketbol. La niña que aparece entre los profesores Orestes Tavera, Juana Díaz Escalante y Amalia Cachay es Haydée Merino Cachay, madre de nuestro colaborador Renzo Gutiérrez Merino (Foto archivo CPM)

LOS CONDECORADOS

El Ministerio de Educación resolvió otorgar las Palmas Magisteriales, en el grado de Amauta, al Padre Juan Enrique Cuquerella Cayuela, Luis Virgilio Roel Pineda, Socorro del Pilar Cardó Franco, Luis Claudio Cervantes Liñán, Vitaliano Gallardo Cuadra y Grimaneza María Lucía Wiese Montero.

En el grado de Maestro, a César Adolfo Alva Lescano, Orlando Francisco de la Cruz Martínez, Juan Alberto Gallegos Álvarez, René Octavio Haro Gonzáles, José Anaximandro Meléndez Rodríguez, Félix Roberto Ochoa Salazar, José Américo Olivares Esquivel y Guillermo Esteban Sánchez Moreno Izaguirre.

En el grado de Educador, las Palmas Magisteriales son otorgadas a Benjamín Aguirre Fernández, Laurentina Astudillo Agurto, María Magdalena Cuadros Valdivia, Benjamín Cueva Angulo, José Luis Fernández Peña, Mario Flores Barrantes, Eusebio Horna Torres, Elsa Margarita Lozada Asparria.

Asimismo, para Armando Wilfredo Tarazona Padilla, Benito Mamani Condori, José Armando Mejía Solórzano, Luis Manuel Monzón Palma, Florbel Rodrigo Navarro Quispe, Aurora Paredes Toledo, Ricardo Pérez Saavedra y María Isabel Lucía Taboada Vizcarra de Sardón.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDÍN!

domingo, 27 de diciembre de 2009

REBENCAZOS

Por El Paco
CAMBIO - A partir del presente, cambiamos el nombre a esta sección saca ronchas, que de “Banderillas de fuego” pasa a llamarse “Rebencazos”. El motivo es que en conversación sobre el punto, los miembros de la redacción hemos decidido quitar todo tinte taurino a nuestra página, pese a la cantada afición de algunos. Como se ve, sabemos convivir en democracia y la minoría acepta la decisión mayoritaria del grupo. “Rebencazos”, como siempre, castigará a quienes se comporten mal con nuestro pueblo y merezcan un jalón de orejas, o más.
CAMBIO II - Eso no significa que vamos a dejar de publicar artículos referentes a la fiesta brava, ya sea en pro o en contra, lo mismo que aceptaremos colaboraciones en ambos sentidos de nuestros amigos colaboradores. ¡Va por ustedes!
FULBITO - Con una nutrida concurrencia de cajamarquinos de todas las provincias, se clausuró el XXXI campeonato de fulbito “César Díaz Medina”, organizado por la Asociación Celendina de Lima. El número central, aparte de premiaciones y partidos finales, fue la presentación de la danza típica “Nuestra Señora de las Mercedes de Cashaconga”, ganadora del último concurso realizado en la fiesta de Corpus Christi en Celendín.
GATO POR LIEBRE - Extrañamente, la literatura que explicaba la presencia de la danza en el campeonato se refería a la danza “La Guayabina”. Pese a que los editores del volante no consignaron la autoría del artículo, CPM informa que corresponde al profesor Manuel Sánchez Aliaga, quien lo escribió especialmente para la página central de CELENDIN PUEBLO MAGICO. Lo mismo que el cuadro que ilustró el volante, corresponde a nuestro redactor y director de Fuscán impreso, Jorge Chávez Silva, “Charro”.
GATO POR LIEBRE II - La presencia de la danza de Cashaconga no llenó los ojos del público espectador, acostumbrado como está a la dinámica, variedad y brillantez de La Guayabina. La interpretación fue muy parsimoniosa y monótona y en parte aburrió al público, incluso a los profanos del folclor celendino. Como dice el dicho “una cosa en con guitarra y otra con cajón”. ¿Cómo entonces derrotó esta danza a La Guayabina en el concurso? La razón es simple. Por su calidad indiscutible, la Guayabina ya no compite en este certamen. Eso reafirma nuestro hinchaje por esta danza que es la bandera del folclor celendino.
GATO POR LIEBRE III - Aprovechando el pánico de la presentación de la danza, una gran comitiva de funcionarios de la Municipalidad se hizo presente en el complejo de San Germán, en Lima. A río revuelto, ganancia de pescadores. ¿Aprovecharon la circunstancia para darse un vacilón a costas de la Municipalidad? ¡La corrupción no descansa! ¡No cambian…!
¿CUÁL ES EL PROBLEMA? - No entendemos ese afán por obviar a CPM por parte del comité organizador. Consignar como “Información obtenida de Internet” al texto de su volante, conlleva a ignorar a CPM como la fuente de la información. Nos parece inexplicable este plagio o robo. Los que conformamos CPM siempre estamos llanos a colaborar con todo lo que signifique el bien de la provincia de Celendín. Si algunos se sienten aludidos y molestos por nuestras críticas es otra cuestión, pero deben tener en claro que su actitud en nada modificará nuestra actitud ética ni nuestra acción fiscalizadora. Cuando alguien asume funciones en una organización debe saber que es pasible de críticas y alabanzas, lo que se debe aceptar democráticamente.

Los ambulantes han hecho de la ciudad entera un mercadillo.

GANANCIAS - Según informaciones extraoficiales, la ganancia obtenida en el campeonato ha sido significativa y eso se debe a la gran labor que cumplieron los miembros del comité organizador, a las damas que se encargaron de la cocina y al público que asistió en masa, revitalizando un campeonato que, como dijimos anteriormente, estaba en franco descenso y próximo a fenecer. Esperemos que el buen trabajo de la comisión eche raíces en el resto de provincias y se trabaje para que el campeonato sea mejor cada vez.
GANANCIAS II - Aunque el Comité aun no rinde un balance de la actividad, conociendo a Julio Díaz Medina, presidente de la comisión organizadora, no dudamos de su honradez y buena intención. Ya conversaremos con él, acerca del monto obtenido y sobre el uso que se le piensa destinar a esos dineros que buena falta le hacen a la Asociación.
MERCADO - Los ingenieros que dirigen la construcción del mercado de Celendín, al pretender hacer un sótano en la parte que da al jirón Gálvez, se han topado con un río subterráneo que no es para nada una novedad. Los que ahora peinan canas recordarán que en la esquina de Arequipa y Gálvez vivía una familia de apellido Zárate. Ellos tenían un pozo de agua que siempre estaba rebasando del líquido elemento.
MERCADERES AMBULANTES - Tal como lo previeramos, los ambulantes, cuyo número sigue in crescendo, siguen invadiendo las calles de la parte oeste de la ciudad. Los domingos no se salva ni el jirón Salaverry, prohibido por ser zona de acceso al Coronel Cortegana, ni la calle Arequipa, paradero de los vehículos que hacen servicio a los distritos de Huasmín, Sorochuco y pueblos aledaños. Para los mercaderes ambulantes todo hueco es trinchera.
ELECCIONES MUNICIPALES - Como ya se acercan los comicios municipales, presumimos que se avanzará en la construcción del mercado, acción que se esgrimirá como argumento electorero para afrontar las próximas elecciones, en donde Juan Tello intentará reelegirse, otros regresar al poder y otros más de persistir en el intento. Prometemos que en la próxima haremos una radiografía de los candidatos. La inauguración del mercado tendrá un efecto importante en la preferencia de los electores. Esperemos que se inaugure la obra terminada. No vaya a ocurrir como en tantas obras que se inauguraron varias veces en la provincia sin haberse concluido.
RADIOGRAFÍA - La radiografía que prometemos desmentirá a los intonsos que creen que no nos interesamos por la contienda electoral que se avecina, o peor, que nos contentamos con los candidatos ya anunciados, o con los previsibles. CPM, como lo saben bien sus lectores, no toma ni tomará partido por ningún candidato. Evaluará sus méritos, si los hubiera, su conducta frente a la cosa pública; expurgará también sus programas, para ver si hay algún sentido de progreso y una vocación de honradez cívica en los aspirantes. Pero, por sobre todo, CPM promete, a los candidatos y a los lectores, que seguirá con su férrea vocación de prensa fiscalizadora, responsable y democrática. Como ya lo hemos demostrado en años anteriores, frente al aciago gobierno de Mauro Arteaga, o frente a la inacción de Juan Tello, el actual alcalde, que permitió que continúe al destrucción del casco urbano de Celendín, nuestra vigilancia y predica se mantendrán. Incluso se acentuarán. Seremos implacables en nuestra crítica de los desmanes y desaciertos de la autoridad elegida, sea quien sea.
CALLE ROBADA - CPM ha iniciado una campaña higiénica para moralizar a nuestras autoridades, a través de un eslogan que denuncia la insólita acción, por decir lo menos, del regidor Solano Oyarce, quién, con el desparpajo y desvergüenza que lo caracteriza, se apropió de una calle para construir una piscina para el recreo de su propiedad (lugar en donde se bebe alcohol en cantidad, al punto que ya hubo una muerte en ese local). CPM no descansará hasta lograr la devolución de la calle birlada por parte de este integrante de la Banda Gangrena del Norte, que pretende estrangular a Celendín. Ya daremos cuenta de los otros integrantes de esta gavilla de malandrines. Por ahora reiteramos el lema:

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!


viernes, 18 de diciembre de 2009

PEQUEÑA HISTORIA: Cuando los palcos eran familiares

Por Jorge A. Chávez Silva, “Charro”
Esta hermosa fotografía que hoy presentamos, si mal no recordamos, la tomó Ezequiel Cueva Díaz, “Cuevita”, en 1958. En ella se aprecia al público de la corrida, tal como originalmente fue, antes de que se instalara la mafia que desnaturalizó la fiesta y la convirtió en el pandemonio de confusión que es hoy, para satisfacer su sed insaciable de lucro.
En esos años solo había barrera, chaque y palco y estos eran individualizados para cada familia, estaban separados unos de otros mediante, lonas, colchas, sábanas, etc., y entre toros se servían riquísimas viandas en las que menudeaban los cuyes, el escabeche, los juanes, tamales y, por supuesto, las delicias del amasijo: panes shimbados de manteca,bizcochuelos, galletas, rosquitas y panecitos de harina de maíz y el infaltable queso.
Para espectar la corrida había que trasladar parte del mobiliario ligero del hogar; bancas, sillas y hasta los tapetes para mayor comodidad. Cada palco era la prolongación del hogar y, claro, no había el hacinamiento ni la mezcolanza que campean hoy.

Los palcos eran familiares y no el pandemonio de hoy en día...

En nuestro palco familiar figuran de izquierda a derecha en primera fila, con “las piernas colgando” como dicen los propagandistas de hoy, mi hermano Luis Humberto, “Clavi”, Julita Pita Chávez, Marujita Chávez, Victorita Pita Chávez (junto con Julita, hermanas de nuestro escritor Alfredo Pita), Selmita Chávez, Nancy Chávez, la prima Elsa Díaz Mori y Celmira Merino Collantes.
Atrás: Consuelo Pimentel Collantes, Bertha Pimentel Collantes, Esther Silva Mori, Orfa Noemí Silva Mori, Esperanza Chávez Pereyra y mi padre, Antonio Chávez Pereyra, “Charro”, Guillermo Pereyra Rodríguez, “Panamo” y Zoila Collantes Díaz.
El palco que nos antecede es de la familia Medina Arrué y en él se puede apreciar a Francisco Medina Arrué, Esther Arrué Vásquez, Susana Medina Arrué y detrás de ella su padre, Moisés Medina.
En el palco posterior al nuestro está la familia Díaz Zegarra, en primer término el hoy arquitecto Nelson Díaz Díaz, la Sra. Carmela Díaz y a Yone Díaz Zegarra. El niño debajo de ella es el ingeniero Jorge Díaz Díaz, “Coshita”, muerto en Ayacucho en una emboscada aleve de Sendero Luminoso.
¿Y yo, dónde estaba que no aparezco en la foto? Pues, nada más y nada menos que jugándome la propina de la fiesta en los tapetes pintados con figuras del "Chulo, chulo, que pica con disimulo", o en el maraquero que tenía su culebra. Cosas de la vida.

¡ SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!

jueves, 17 de diciembre de 2009

CARTA ABIERTA: Al alcalde del distrito de Sucre

A partir de la fecha todas las publicaciones de nuestros redactores y colaboradores tendrán un pie de página, un lema, escrito con justa indignación por nosotros, celendinos amantes de la justicia y del orden ciudadano, con la finalidad de crear conciencia y alertar a los shilicos de cara a las próximas elecciones municipales. No hay que votar por personajes que dicen representar al pueblo, a la ley y al orden, pero que son los primeros en trasgredirlos en provecho propio. Uno de ellos, quizás el más cínico, es el regidor Solano Oyarce, quien hasta ahora no dice nada sobre la calle que le robó a Celendín (NdlR).

Señor Rómulo Machuca Aguilar:
No solo los candidatos a la alcaldía, ni las llamadas “personalidades” tienen el derecho de reclamar por la falta de transparencia y otros hechos que enlodan su gestión municipal. Creo que, como el suscrito, todos los ciudadanos que en verdad deseamos el progreso de nuestro pueblo, tenemos, no solo el derecho, sino también la obligación de exigirle respeto a la comunidad sucrense.
Por más que usted se afane en pagar propaganda en los medios escritos, radiales, televisivos y en Internet, presentando pomposamente a Sucre como el “primer distrito ecológico del departamento”, la realidad de los hechos lo contradice.
Por más que se rodee de ese séquito de “personajillos” que dicen “sí” a todo los despropósitos que usted hace, en las fiestas patronales, de aniversario, etc. etc., jamás podrá ocultar el caos en el que se sumerge su administración municipal y la ausencia de obras que realmente merezcan llamarse tales.
En el primer caso, parece que para usted basta con meter la mano en las arcas municipales, comprar un par de monos de organillo y unos cuantos loros parlanchines, para construir un pretendido zoológico, y presentar a nuestro distrito como el primer centro ecológico de la región. El cinismo es un recurso muy manido, señor Rómulo Machuca, no engañará a nadie con ese cuento. Para probarlo solo necesitaríamos que responda a unas cuantas preguntas para descubrir su farsa:
¿Qué ha hecho durante casi 4 años a la cabeza del municipio para solucionar la contaminación que día a día generan los desagües que convergen, justamente, en la zona de el “Común”, a la que usted llama “ecológica”? ¿Cómo trata el agua contaminada y detenida de la tan cacareada “zona de canotaje” que no son más que dos pozas de “oxidación” mal ubicadas por el anterior alcalde, que usted aprovechó y ahora se han convertido en focos infecciosos que en cualquier momento desatarán una mortal epidemia en nuestra incauta comunidad? ¿Recuerda usted la entrevista que le hicimos preguntándole si conoce acerca del costo- beneficio que debe tener toda obra? ¿Qué nos puede decir al respecto de su elefantiásico zoológico?
En el segundo punto, señor alcalde, señalaremos con indignación y pena que su gestión, aparte de ser la peor de los últimos años, está llena de mentiras y falsas explicaciones que son una demostración palmaria de lo poco que le interesa el progreso de nuestro pueblo.
No es sinónimo de progreso, señor Rómulo Machuca, llevar todos los años, para las fiestas patronales o de aniversario, a las mejores orquestas; ni tampoco rodearse de oportunistas que lo único que buscan es satisfacer sus bajas pasiones como glotonería y vanidad a costas del pueblo.
Tampoco lo es, señor Alcalde, el trato discriminatorio que da a los ciudadanos sucrenses al negarles un trabajo por el sólo hecho de no ser sus amigos y también al mantenerlos desinformados sobre las actividades, sean “obras”, viajes, compra y venta de animales y terrenos, donaciones, comelonas y otros hechos que muy alegre, y en complicidad con falsos sucrenses, realiza.
Señor Alcalde, hubiese querido decirle algunas cuestiones más, pero creo que son suficientes estos reclamos para expresar la gran indignación que, como sucrense de verdad, tengo contra su desempeño como autoridad elegida para preocuparse del bienestar de la población de nuestro distrito.
Su actitud negativa continuará postergando, como hasta ahora a nuestro pueblo. Por todo esto, señor alcalde, después de su desastrosa gestión, no creo que tenga el cinismo de postularse para la reelección; sí así fuera, lo único que estaría demostrando es un caradurismo y una sinvergüencería de siete leguas, que ningún sucrense verdadero y con más de dos dedos de frente, consentiría. La organización de CPM y sus suplementos, virtuales y escritos, a quien me honro en pertenecer, será la primera trinchera contra la que chocarán sus nefastos propósitos. Atentamente.

José Aliaga Pereyra

Nota: Hago un llamado a todos los candidatos a la alcaldía para que prometan, ante el pueblo a quién se deben, realizarán una auditoria general, cueste lo que cueste, de las gestiones municipales anteriores. La administración económica de nuestro distrito debería marchar en orden y no como actualmente se maneja, como si se tratara de un negocio de chingana. Con perdón de las chinganeras.


¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!

lunes, 7 de diciembre de 2009

HOMENAJE: En el centenario de Julio Garrido Malaver

Con asistencia de una buena cantidad de público, el viernes 4 de diciembre del presente se llevó a cabo el merecido homenaje de sus paisanos al laureado poeta celendino Julio Garrido Malaver, al conmemorarse los cien años de su nacimiento. El evento cultural tuvo lugar en el local de la Asociación Celendina de Lima y fue organizada por la Asociación y por los editores de la revista Fuscán, órgano impreso de Celendín Pueblo Mágico.
Disertaron en torno a diversos aspectos de la vida de nuestro poeta, que en vida sufriera diversos percances como la prisión y el destierro a causa de sus ideas políticas, el escritor Santiago Araujo Velásquez -biógrafo del vate y autor del libro Celendín y Julio Garrido Malaver-, quien destacó la ligazón telúrica del poeta con su tierra, a la cual cantó principalmente en su hermoso libro Vida de Pueblo, editado en 1940.

El viceministro de Educación hablando en el homenaje a Julio Garrido Malaver (Foto Moisés Rojas)

Luego habló la doctora y poeta celendina Antonieta Inga del Cuadro, a propósito de una fallida presentación de la obra de Santiago Araujo, brindándonos un juicio acertado sobre la obra y la anécdota de cómo conoció la poesía de Garrido Malaver. Tras ella, hicieron uso de la palabra, el secretario de cultura de la Asociación Celendina, profesor Luis Aliaga Bardales, el presidente de la ACL, profesor Wilson Silva Ramos, y, finalmente, el viceministro de Educación, el también paisano Víctor Raúl Díaz Chávez.
Lucida actuación tuvieron la profesora Consuelo Rodríguez Robles, quien recitó algunos fragmentos del poema La Dimensión de la Piedra, obra fundamental del vate homenajeado, y el poeta Jorge Horna Chávez, responsable de la sección cultural de CPM, quien analizó lúcidamente la primera obra de Garrido Malaver, Vida de Pueblo, en cuyas páginas se deslizan, como en un lienzo lírico, versos cargados de amor por la tierra, pinceladas cargadas de ternura por el quehacer y el paisaje de nuestro pueblo, así como por su gente. Jorge terminó brillantemente su exposición leyendo algunos poemas y cuentos de esa obra.
La conducción del evento estuvo a cargo del profesor Javier Zárate Rojas, que estuvo acertado en sus anécdotas y en su testimonio sobre la manera como conoció al poeta y a su obra. La nota emotiva la proporcionaron Juana Garrido Malaver, hermana del vate, y algunos sobrinos que asistieron complacidos al homenaje a su ilustre familiar.
Nos parece encomiable la acogida que ha dado la ACL a la inquietud del equipo de Fuscán, que busca hacer resaltar a personajes que encarnan el espíritu mismo de nuestro pueblo, un pueblo que por largo tiempo se dedicó precisamente al fomento de la cultura, como se destacó en el acto, señalando la cantidad de intelectuales celendinos que han dado brillo no sólo a la provincia, sino también al departamento y a la patria.
Es la intención de Fuscán y de su matriz, la asociación Celendín Pueblo Mágico, el crear conciencia e identidad a través de un mejor conocimiento de nuestros auténticos talentos y valores, por lo que seguiremos esforzándonos en la difusión de su obra
.

martes, 1 de diciembre de 2009

PEQUEÑA HISTORIA: Cien años de espera

Por Jorge A. Chávez Silva, “Charro”
La fotografía que ilustra esta pequeña crónica la obtuvimos por gentileza de la señora Rosa Sánchez Araujo, parienta nuestra, que la extrajo de un viejo álbum familiar, legado de sus padres. Nos la dio con una vaga pista: “una de ellas es tu abuela, dijo.
Ya en casa, nos dimos a la tarea de averiguar la identidad de las seis personas que posan sosegados bajo una de las ventanas de la sala que recordábamos perfectamente porque en sus barandas nos colgábamos, jugando, durante nuestra niñez. No sabíamos de quiénes se trataba, pero sentíamos que algo nuestro, muy profundo, estaba allí, quizás la explicación de nuestra propia existencia.
Recurrimos a las personas mayores que todavía vivían en el pueblo por entonces, nos referimos a los años ochenta, y no obtuvimos ningún resultado. Nadie se acordaba de ellos, pero estaba claro que los rostros perpetuados en la fotografía se repetían en las generaciones actuales por el milagro de la genética.

Cien años de espera (Foto cortesía de la Sra. Rosa Sánchez Araujo)

Por entonces llegó a Celendín nuestro primo Antero Araujo, nuestro inolvidable “Chueco”, desgraciadamente fallecido, y en la primera oportunidad le mostramos la foto. Recurrimos a observarlas con potente lupa, pues no existían aún los milagros del escáner y el photoshop, y él, perspicazmente, observó:

-Mira, la señora de más edad es igualita a la tía Juliana.

En efecto, el parecido era evidente, y entonces recordé haber escuchado en las pequeñas historias familiares, que a la tía en mención le pusieron ese nombre porque se parecía a su abuela del mismo nombre, Estaba claro que la matrona que aparece con el bebé en brazos, tenía que ser nuestra bisabuela, Juliana Rocha Casta, casada con Agustín Pereyra, padres de nuestra abuela, Clotilde Pereyra Rocha, quien, aún joven, posa de pie a su derecha para la foto.
Una vez descubierta la identidad de las mayores, la respuesta acerca de los niños era fácilmente deducible. El niño que aparece con la chaqueta oscura, botones dorados y un libro en la mano, el primer intelectual de la familia, no es otro más que el tío Juan Oblitas Pereyra, hijo del primer compromiso matrimonial de nuestra abuela, que a la sazón estaría cursando la transición de la primaria. Juan es el padre de nuestro primo, el poeta Guillermo Oblitas Pimentel, “Juan sin Sol”.
Ahora deducimos que si Juan, nacido en 1902, estaba en la primaria y según la apariencia cuenta con seis años, la fotografía databa de 1908, ¡Nada menos que de cien años atrás! La emoción nos sacude íntimamente: estábamos antes nuestros ancestros, pero un siglo atrás,. Se habían cumplido cien años de espera para que vean de nuevo la luz.
Los niños, varón y mujer, que aparecen en los extremos, son los mellizos Teófilo Chávez Pereyra, vestido de marinerito, y Lucila Chávez Pereyra, de traje oscuro, los primeros hijos de Francisco Chávez Bazán, con quién contrajo nupcias Clotilde tras enviudar de su primer esposo, Juan Oblitas. La tía Lucila era la madre de nuestros primos Victoria, Rosa, Clotilde, Lilia, Alipio, Antero, Napoleón, Melchora y Alejandro. Como se puede deducir, las familias antiguas eran numerosas.
Finalmente el niño que aparece en brazos de la bisabuela es el tío Javier Alfonso Chávez Pereyra, fallecido en Huaraz, en donde servía como Guardia Civil, en 1939. El matrimonio de Francisco Chávez Bazán y Clotilde Pereyra Rocha tuvo también nueve hijos: Teófilo, Lucila, Javier Alfonso, Francisco Solano, Julio, fallecido tempranamente, Luis Humberto, mi padre Flavio Antonio, Juliana del Carmen y Elvia Esperanza Chávez Pereyra, esta última madre de nuestros afamados escritores Alfredo Pita y José de Piérola, pero eso ya es otra historia.
.

INVITACION: Homenaje a Julio Garrido Malaver

.
HOMENAJE AL GRAN POETA CELENDINO

JULIO GARRIDO MALAVER

En el Centenario de su nacimiento
(1909 - 2009)


La Asociación Celendina de Lima y el Colectivo de la revista "Fuscán", órgano impreso de Celendín Pueblo Mágico, invitan al público en general al merecido homenaje a nuestro laureado poeta

JULIO GARRIDO MALAVER

Leerán muestras de su obra los poetas celendinos Antonieta Inga del Cuadro y Jorge Horna Chávez.


Día: viernes 4 de diciembre
Hora: 7. 30
Lugar: local institucional de la Asociación, Av. Brasil 1580, Jesús María.

ENTRADA LIBRE
.