miércoles, 17 de febrero de 2010

DEPORTES: El campeonato de fulbito interprovincial

BALANCE DEL COMITÉ ORGANIZADOR
Acostumbrados como estábamos a los balances de los comités pro feria taurina, que provocan serios ataques hepáticos en nuestro corresponsal en Celendín, Constante Vigil, que no duda en llamarlos las comisiones “tas con tas”, porque nunca obtienen beneficios y se gastan hasta el último centavo, haciendo gala de un manejo prodigiosos de las matemáticas contables, por fin vemos un balance que deja utilidad: el del campeonato interprovincial de fulbito cajamarquino, que se acaba de desarrollar en Lima y que ganó el equipo de nuestra provincia.

La "garra" celendina bien acompañada.

Por eso, con alegría, hemos visto el balance evacuado por la Comisión Organizadora del XXXI Campeonato de Fulbito Cajamarquino “César Díaz Medina”, presidida por Julio Díaz Medina, el mismo que arroja el siguiente balance:

TOTAL DE INGRESOS: S/. 70 654,56
TOTAL DE EGRESOS: S/. 49 552,66
SALDO: S/. 21 101,90

Varias cosas han llamado nuestra atención: en primer lugar, la voluntad de trabajo que mostraron los miembros de la comisión, tanto hombres como mujeres, que cumplieron a cabalidad su cometido hasta el punto que todos los paisanos concurrentes estuvieron contentos con la atención recibida, la calidad de las viandas que se expendieron y el trato que se brindó.
En segundo lugar la revitalización de un campeonato que, como lo dijimos anteriormente, estaba cada vez más yendo a menos, y, de hecho, a punto de desaparecer. Por eso sosteníamos que la organización, por parte de los celendinos, era vital para la supervivencia del certamen. El próximo organizador tiene ahora una base sólida para trabajar y otra alternativa importante, como fue la incorporación del vóleybol al Campeonato, que atrajo a gran cantidad de público que encontró así variedad en la competencia.
En tercer lugar la calidad del certamen, que estuvo garantizada por la participación de provincias como Cajabamba, Hualgayoc, Santa Cruz, Jaén, Cutervo, que exhibieron buenos equipos en los diferentes deportes. Debemos hacer una crítica a la participación celendina, que aún no encuentra el equipo ideal en la categoría de menores y en la de mayores se apreció que no hay recambio, que seguimos participando con los mismos jugadores desde hace varios años. Esta desventaja fue notoria cuando nos enfrentamos a equipos que se habían nutrido con jugadores que recién habían abandonado las filas de los juveniles.
En último término, nos llama poderosamente la atención el alto costo del alquiler de la cancha: S/. 8 450,00, dinero que se podría ahorrar si tuviésemos un local, como es el deseo de muchos celendinos, en el cono norte. Hasta lo podríamos alquilar a las otras provincias para desarrollar allí este certamen anual. Todo es cuestión de proponernos y dejarnos de egoísmos y de mantener privilegios que no le hacen nada bien a la Asociación Celendina. Por el contrario, atenta ncontra la integración de los celendinos residentes en Lima.
De todas maneras, felicitamos al comité en la persona de Julio Díaz Medina por el gran trabajo realizado y la rendición de cuentas claras, como debe ser. Debemos desterrar para siempre esa pésima, horrible y sospechosa imagen que dejan las comisiones “tas con tas”. Ojalá que se haga buen uso del dinero recaudado. Eso corresponde a los actuales directivos de la Asociación que encabeza Wilson Silva Ramos.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!

No hay comentarios: