domingo, 4 de abril de 2010

CARTAS: Sobre el proyecto Minero

Mucho tiempo y espacio utilizamos para discutir con el amigo Ulises Linares Castañeda durante su trabajo en Minas Conga. Ahora vemos justeza e imparcialidad en sus juicios sobre lo que le espera a la provincia cuando Yanacocha, alias Minas Conga, se lance finalmente sobre Celendín. Somos hidalgos en reconocer que su paso por esa labor no fue en vano y hoy tenemos una versión imparcial e inmejorable de quien ha conocido las entrañas del monstruo. La versión que publicamos nos habla de un profesional serio que vislumbra la problemática que se avecina, llena de dificultades en las que, finalmente, saldrá perdiendo Celendín, principalmente porque Yanacocha no acostumbra a cumplir con sus ofrecimientos (NdlR).

EQUIDAD EN LAS DISCUSIONES
Por Ulises Linares C.

Amigos:
“En tiempos de soledad o problemas volteo mi cabeza a ver quién me dé la mano…”
, reza así de simple un dicho popular. Esto podríamos aplicar al comportamiento de algunos funcionarios del Proyecto Conga, quienes ahora quieren convencer cuán importante es la actividad minera para las comunidades, especialmente los beneficios económicos. De eso estamos convencidos: si se distribuye o se reconoce lo que le corresponde a las comunidades, son beneficios importantes desde el punto de vista económico.
Las razones técnicas en la preservación de los recursos naturales y del medio ambiente, es lo que está en el tapete. Eso se tendría que discutir con profesionales independientes y especialistas en el tema, somos empecinados en las propuestas que venimos planteando desde hace años. Felizmente ahora contamos con profesionales de la Escuela de Ingeniería Ambiental, que no están ligados laboralmente a empresas Mineras y podrían ser quienes analicen técnicamente los resultados del Informe de Estudio de Impacto Ambiental, como lo viene haciendo, seria y críticamentel PIC. Conocemos lo suficiente a algunos altos funcionarios de Conga y Yanacocha, que hoy manejan los destinos de este proyecto. Ese es el asunto que nos preocupa y nos preguntamos ¿Se está presentando un informe del EIA real y técnico? ¿O se quiere aprobar, entre gallos y medianoche una Consulta, en la cual nada entienden los participantes?
Nuestra posición sigue siendo la misma: se necesitan espacios de discusión más amplios, no en lugares alejados, en los cuales la presencia es solamente de campesinos y no de profesionales o ciudadanos críticos y conocedores que aportarían mucho en lograr un instrumento eficaz para garantizar el cuidado de nuestros recursos y medio ambiente.
Nuestra experiencia de trabajo con el Proyecto Conga nos da la razón en cuanto a desconfiar en lo que se viene ejecutando. Los CODEs en Celendín y en los distritos fueron fundamentales, pues a pesar de que hubo discrepancias, se obtuvieron planteamientos y propuestas interesantes que el Proyecto Conga nunca cumplió, a pesar de recibir los resultados e informes en su oportunidad. ¿Dónde están los ofrecimientos de presupuestos para Alfabetización y Educación, Salud, Agricultura, etc, etc, etc,etc….? ¿Y qué del ofrecimiento laboral en el Proyecto para la mayoría de celendinos? ¿No será que se llenaron de Encañadinos?, con el respeto que se merecen nuestros vecinos. ¿Por qué se maneja el Proyecto desde oficinas solapadamente cerradas y no se afronta la crítica, como la afrontamos nosotros, en los espacios de discusión Celendinos?
Todo eso nos hace dudar acerca de quienes manejan estas empresas, esa duda explica el rechazo de las comunidades y la población a estas actividades, que son importantes, pero por las dudosas condiciones en su ejecución no garantizan nada. Felicitamos a los profesionales y paisanos que han retomado esta preocupación, la cual ha sido parte de nuestros llamados y constantes comunicaciones, no sólo en el caso del Proyecto Conga, sino de otros Proyectos como el caso de EL GALENO, que silenciosamente ha venido negociando con la Encañada, a espaldas de la Municipalidad de Celendín, que es la que debería conocer y autorizar sus operaciones dentro de su territorio, como lo determina la Ley.
Las decisiones deben tomarlo los ciudadanos y el pueblo en su conjunto, pero se debe garantizar un resultado justo en presencia de profesionales independientes. Exijamos equidad de condiciones.
Un abrazo,

Ulises Linares Castañeda

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!

.

No hay comentarios: