martes, 24 de mayo de 2011

OPINIÓN: La hora de la verdad

Por Mario Vargas Llosa
Premio Nobel de Literatura
La sucia campaña contra Ollanta Humala de los partidarios de Keiko Fujimori hace temer lo que podría ocurrir si la dictadura fuji-montesinista recuperara en la segunda vuelta el poder en Perú Aunque no soy creyente, tengo muchos amigos católicos, sacerdotes y laicos, y un gran respeto por quienes tratan de vivir de acuerdo con sus convicciones religiosas.
El cardenal Juan Luis Cipriani, arzobispo de Lima, en cambio, me parece representar la peor tradición de la Iglesia, la autoritaria y oscurantista, la del Index, Torquemada, la Inquisición y las parrillas para el hereje y el apóstata, y su reciente autodefensa.

Más sabe Cipriani por diablo que por cardenal, y en el mundo en que vive no hay Dios que valga.


Los irrenunciables derechos humanos, publicada el 1 de mayo en Lima, justifica todas las críticas que en nombre de la democracia y los derechos humanos recibe con frecuencia y, principalmente, de los sectores católicos más liberales. Extraordinaria paradoja: con tal de evitar la llegada del socialismo, que venga el fascismo En su texto, desmiente que dijera jamás que "los derechos humanos son una cojudez" (palabrota peruana equivalente a la española gilipollez) y afirma que, en realidad, a quien aplicó tal grosería fue sólo a la Coordinadora de Derechos Humanos, una institución dirigida por una ex religiosa española, Pilar Coll, que durante los años de las grandes matanzas perpetradas por la dictadura fujimorista llevó a cabo una admirable campaña de denuncia de los crímenes, torturas y desapariciones que se cometían con el pretexto de la lucha contra Sendero Luminoso. (La Comisión de la Verdad, que presidió el ex rector de la Pontificia Universidad Católica del Perú, Salomón Lerner, ha documentado estas atrocidades).
El cardenal Cipriani desmiente, además, que durante la dictadura hubiera guardado silencio frente a uno de los crímenes colectivos más abyectos cometidos por Fujimori y sus cómplices: la esterilización, mediante engaños, de unas 300.000 campesinas a las que, por orden del dictador, los equipos del Ministerio de Salud ligaron las trompas o castraron, asegurándoles que se trataba de simples vacunas o de una medida que sólo temporalmente les impediría concebir. ¿Cómo es que nadie se enteró en el Perú de que el arzobispo había encontrado reprobables estos atropellos? Porque en vez de protestar públicamente ¡se limitó a hacerlo en privado, es decir, susurrando con discreción su protesta en el pabellón de la oreja del dictador!
El cardenal no suele ser tan discreto cuando se trata de protestar contra los preservativos y no se diga el aborto, o, para el caso, contra quienes en esta segunda vuelta de las elecciones peruanas apoyamos a Ollanta Humala. Por ejemplo, por haberlo hecho yo, me ha amonestado de manera estentórea y nada menos que desde el púlpito de la catedral de Lima, durante un oficio. Me ha pedido "más seriedad" y ha clamado que cómo me atrevo a dar consejos por quién votar a los peruanos.
El cardenal está nervioso y olvida que todavía hay libertad en el Perú y que cualquier ciudadano puede opinar sobre política sin pedirle permiso a él ni a nadie. (Claro que las cosas cambiarán si sale elegida la señora Fujimori, la candidata a la que él bendecía en aquel mismo oficio en el que me prohibía opinar).
No sólo el arzobispo de Lima se excede en estos días de campaña y guerra sucia en el Perú. Una connotada fujimorista, también del Opus Dei, como monseñor Cipriani, Martha Chávez, ha amenazado públicamente al presidente del Poder Judicial, el doctor César San Martín, eminente jurista que presidió el Tribunal que condenó a 25 años de cárcel a Fujimori por crímenes contra los derechos humanos, con esta frase profética: "Tendrá que responder en su momento".
Pero acaso lo más inquietante sean los intentos de purgar a los medios de comunicación, principalmente los canales de televisión, de periodistas independientes y probos, que se resisten a convertirse en propagandistas de la candidatura de la hija del ex dictador.
El caso más sonado ha sido el de Patricia Montero, productora general, y José Jara, productor de un noticiero, ambos del Canal N, despedidos, según ha denunciado la primera de ellos, porque los directivos estimaron que habían "humanizado" al candidato Humala en los boletines (¿pretendían que lo animalizaran, más bien?). Estos despidos han provocado una verdadera tempestad de críticas, entre ellas de los más prestigiosos periodistas del propio Canal N, en defensa de sus colegas, y amenazas de renuncias masivas en caso de que continúe la caza de brujas. Lo cual parece haber paralizado por el momento el despido de la prestigiosa y experimentada periodista del Canal 4, Laura Puertas, a quien se reprocha también, por lo visto, padecer de total ineptitud para el servilismo.
Finalmente, una denuncia publicada el miércoles 4 de mayo en el diario La Primera, que dirige César Lévano, precisa que el gobierno, apoyado por empresarios mineros, habría encargado a los servicios de inteligencia del Estado un Plan Sábana, destinado a destruir la campaña de Ollanta Humala con los métodos delictuosos -espionaje telefónico, operaciones calumniosas y escandalosas filtradas a la prensa para minar su prestigio y el de su entorno familiar utilizando mercenarios y provocadores- con que, en 1990, el gobierno conspiró contra mí cuando yo fui candidato a la Presidencia.
La denuncia proviene, al parecer, de militares y civiles del servicio de inteligencia indignados de que se los utilice para fines políticos ajenos a su misión específica. Todo esto merece una reflexión. Si estas cosas comienzan a ocurrir ahora, en plena campaña electoral, ¿no es fácil imaginar lo que sucedería en el caso de que la señora Fujimori ganara las elecciones y la dictadura fuji-montesinista recuperara el poder oleada y sacramentada por los votos de los peruanos?
Los periodistas decentes y responsables expulsados de sus puestos no serían cinco (también han sido despedidos tres de Radio Líder, Arequipa) sino decenas, y las radios, los canales y los periódicos convertidos, como lo estuvieron durante los ocho años de oprobio que vivió el Perú, en órganos de propaganda encargados de justificar todas las tropelías y tráficos del poder y de cubrir de injurias y calumnias a sus críticos.
No sólo el doctor César San Martín sería víctima de su probidad y entereza magisterial. Todo el Poder Judicial se vería una vez más sometido a una criba implacable para apartar de sus cargos, o reducirlos a la total inoperancia, a los jueces que se resistieran a ser meros instrumentos dóciles del gobierno. Reparticiones públicas, Fuerzas Armadas, empresas privadas, serían, otra vez, incorporadas al sistema autoritario para que, de nuevo, el país entero quedara a merced del puñadito de forajidos que, entre los años 1990 y 2000, perpetró el más espectacular saqueo de las arcas públicas y los más horrendos crímenes contra los derechos humanos de nuestra historia.
Quienes quieren semejante futuro para el Perú no son muchos, pero sí son poderosos y, como están asustados con la perspectiva de que Humala gane las elecciones y cometa los desafueros y horrores de Hugo Chávez en Venezuela, están dispuestos a cualquier cosa con tal de asegurar el triunfo de Keiko Fujimori. Extraordinaria paradoja: con tal de evitar el socialismo, que venga el fascismo. ¡Y todo eso, en nombre de la libertad, de la democracia y del mercado libre!
En verdad, la disyuntiva que tiene por delante el Perú en las elecciones del 5 de junio próximo, es la de salvaguardar la imperfecta democracia política que tenemos desde hace 10 años y una política de mercado y de apertura al mundo que ha hecho crecer nuestra economía de manera notable, o volver a un régimen dictatorial que, guardando ciertas formas institucionales, restablecería en el gobierno a quienes, en complicidad con Fujimori y Montesinos, destruyeron el Estado de derecho, se enriquecieron cometiendo las más descaradas pillerías y durante ocho años perpetraron horrendos crímenes con el pretexto de combatir la subversión.
A mi juicio en semejante disyuntiva la peor opción es Keiko Fujimori. Ollanta Humala ha hecho un "Compromiso con el Pueblo Peruano" que conviene tener muy presente, no sólo a la hora de votar por él, sino sobre todo una vez que acceda al gobierno, para recordárselo cada vez que parezca apartarse de alguna de sus promesas. No habrá reelección. Se cumplirá con los tratados firmados, no habrá estatizaciones, se respetará el derecho de propiedad y las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFPs), la lucha contra la corrupción será implacable, habrá una política de apoyo social sostenida, sobre todo en los campos de la educación y la salud pública, para los sectores más desfavorecidos, así como estímulos y facilidades para la formalización de las empresas. El respeto al pluralismo informativo, a la independencia de la prensa y al derecho de crítica será total.
Estos puntos han sido expresados, además, de viva voz, en las reuniones que ha celebrado el candidato con la confederación de empresarios y las asociaciones de prensa. Todo esto es perfectamente compatible con la democracia y con las políticas de mercado vigentes y tiende a perfeccionarlas, no a recortarlas ni menos suprimirlas.
No sólo depende de la voluntad de Ollanta Humala que este compromiso se cumpla. Depende, sobre todo, de que quienes lo apoyemos en la elección del 5 de junio dejemos claro que es a estas políticas a las que damos nuestro apoyo y que nos mantendremos firmes exigiendo su cumplimento.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!


lunes, 16 de mayo de 2011

PEQUEÑA HISTORIA: El Club Los Amigos

Por Jorge A. Chávez Silva, “Charro”
En 1966 se forma en el Instituto Pedagógico Regional “Celendín”, a raíz de una no participación de esta institución en una justa deportiva en basket ball, el recordado Club “Los Amigos”
Este club era más un signo de amistad y de bohemia deportiva que una institución cultural y el ámbito de sus actividades se circunscribió a lo deportivo, y con éxito, porque entre sus integrantes habían verdaderos virtuosos del deporte de la canasta, como Eliseo Chávez Bardales, Jorge Aliaga Ortiz, Fernán Silva Rabanal y, ocasionalmente, el “negro” Luis Licera Murillo, deportistas que habían brillado en sus respectivos colegios secundarios, el “Javier Prado” y el INA 38, en esos años en que había fervor por ese deporte en Celendín.
La amistad que caracterizó a este grupo de celendinos se volvió proverbial y persiste hasta la actualidad en que, veteranos como ya están, se reúnen con cierta frecuencia en algún lugar de nuestra amada patria para recordar viejos triunfos y entonar su himno que estaba basado en una ranchera muy popular por entonces, cuyo inicio si mal no recuerdo era:
"Ya las gaviotas tienden sus alas para volar..."
No lo aseguramos, pero según versión de uno de sus integrantes, el mentor de la formación del grupo fue el popular “Mime”, Manuel Sánchez Aliaga. La foto corresponde a 1966 y probablemente la tomó en el atrio de la Iglesia del Carmen, por entonces en construcción, el fotógrafo y artista César Díaz Dávila, que por entonces era profesor del IPRC.

Figuran de pie, en primera fila: Víctor Manuel Peláez Díaz, “Patón”; Jorge Alberto Novoa Abanto, “Negro”; Jorge Adalberto Bázan Horna, “Muñuño”; Napoleón Baldemaro Silva Pinedo “Peinao”; Juan Gualberto Cachay Chacón, “Pecoso” y (¿?)
En segunda fila: Walter Francisco Chávez Tejada, “Sapo”; Carlos Enrique Morera Pereyra, “Bombero chueco”; Fernán Alfredo Silva Rabanal, “C…”; Santos Octavio Castañeda Romero y Jorge Alberto Aliaga Ortiz,“Chaval”.
En tercer plano: Francisco Graciano Alfaro Chávez, “Pancho gata”; Jaime Hernando Velásquez Loredo ,“Vil”; Eliseo Armando Chávez Bardales “Negro Sheo”, Francisco Pineda Quevedo, “Pichín” y Francisco Demóstenes Medina Arrué.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!

miércoles, 11 de mayo de 2011

POLÍTICA: Alberto Pinochet y Keiko Uribe

Por Guillermo Bermejo Rojas
Como para asegurar que lo que se hereda no se hurta, en un arranque de sinceridad Keiko Fujimori dijo que quiere ser como el sanguinario ex Presidente Colombiano Álvaro Uribe en materia de “seguridad”, tal como su papi dijera hace casi dos décadas que el era el Pinochet peruano.
Es que el fujimontesinismo no se puede aguantar. Cual dráculas en banco de sangre babean por los súper héroes del fascismo. No pueden ocultar lo que son. Un día te dicen en la propia voz de Keiko que se siente orgullosa de ser hija del criminal que nos gobernó los 90, otro día te dice la misma Keiko que esa mafia que nos pisoteo la década infame era “su” gobierno y finalmente, para que no te queden dudas, te dice la heredera de la mafia que ese régimen de rateros y asesinos ha sido el mejor gobierno de la historia del Perú.
Es que lo que ella llama exitoso plan de seguridad del ex presidente Colombiano es una Oda al crimen y violaciones de DDHH. Uribe esta siendo enjuiciado por el famoso plan de “chuzadas” que es la versión colombiana del "chuponeo" de su tío Vladimiro Montesinos a todo aquel que no le caiga bien, opositores en su mayoría y amigos por si las dudas. Su plan de seguridad incluye la preparación de comandos paramilitares por toda Colombia, algo así como el Grupo Colina por miles. Tiene como una de sus mejores perlas la fosa común más grande del mundo donde han sido masacrados mas de 2 mil personas en el poblado de La Macarena, departamento del Meta, al costadito nada más de un batallón militar.
Uribe de la mano del gobierno de Bush logro amnistiar a toda esa banda de criminales paramilitares que han vuelto a las andadas. Esos que han logrado que 2 millones de colombianos estén refugiados en Ecuador y Venezuela principalmente. Paramilitares que disparan contra sindicalistas que deben andar con chalecos anti balas y tener aceradas las puertas de los locales sindicales. Esos paramilitares que les roban sus tierras a los indígenas y afros, para entregárselas a las trasnacionales. Esos mismos paramilitares que violan niñas, queman bebes y juegan la cabeza de los que decapitan. Los mismos que pican los cuerpos en trozos para tirarlos al río y que nadie los pueda recuperar. Esa es la seguridad que Uribe impuso como nadie en Colombia y que admira tanto Keiko Fujimori.
Y como si fueras poco el Plan de seguridad de Uribe incluye premios para los que maten guerrilleros. Y como es mas fácil asesinar campesinos e indígenas hoy Colombia esta plagado de “falsos positivos”, esto es, masacran campesinos, los visten con ropa de guerrilla y listo, a cobrar su premio. En esta escalada irracional de ganar dinero con sangre inocente han perecido miles, entre ellos ancianos, mujeres embarazadas y jóvenes con retardo mental.
Keiko Fujimori admira y quiere ser como Uribe como su papa admiro y trato de igualar a Pinochet. Ese dictador chileno que torturo como nadie y asesino con placer. Ese que fusilaba civiles en el Estadio Nacional o sepultaba en los desiertos a inocentes opositores. Ese que mato a Víctor Jara, ese que debe estar pudriéndose en el mismo infierno si es que existe.
Eso es lo que quieren los fujimontesinistas que sueñan volver a Gobernar: un país de calla o te mato, de te mato y no pasa nada, de te robo pero te regalo un polo, de jueces provisionales a los que manejo como me da la gana, de te amenazo si no me haces caso, de los medios de comunicación de rodillas al gobierno, de los Colina convertidos en héroes, de Fujimori de la cárcel a Palacio, de Montesinos convertido en el “Doc” otra vez, de Laura Bozzo como conciencia nacional y de Carlos Raffo de vocero oficial. Y paro aquí por que las nauseas me están arruinando.
Lo bueno de la sinceridad de Keiko es que nos advierte que promete hacer todo el esfuerzo posible para superar en criminalidad a su papa y entrar en el salón de la fama de los violadores de ddhh al lado de Uribe y Pinochet. Lo demás, eso de pedir perdón para las cámaras, que se lo crea el pelotudo que tiene por esposo. Ya Marta Chávez nos dejo claro que ellos vienen a vengarse de los que hicieron justicia al meter a la cárcel a tanto ladrón y asesino, con Alberto Fujimori a la cabeza. Ya sus operadores en los medios de comunicación nos dejan transparencia de lo turbio que se pondrá la poca libertad de opinión que tenemos hoy cuando ya están botando a periodistas y jefes de redacción que no aceptan ser barra brava del vomito naranja.
Solo para terminar una cosa que se me estaba pasando. El fujimontesisnismo es tan irresponsable que el 2006 puso todas sus fuerzas para que Keiko sea la más votada al Congreso de la República y así hacer sentir que la dinastía estaba vigente y de paso pretender la Presidencia del Congreso de la República. El resultado: 500 días sin ir a trabajar y una producción legislativa parecida a la de una ex vedette que tuvo su curul en la época del Chino. Y ahora para demostrarnos que quieren batir su propio récord de estupidez han puesto todos sus votos en el otro hijo del dictador, el anormal de Kenji Fujimori, el que masturbaba a su perro y quería que le de sexo oral, el que usaba el helicóptero de las FFAA para irse de paseo con su amiguitos y el mismo que mintió sobre su domicilio para postular a la Presidencia de la Región Lima.
Este 5 de Junio, 2do aniversario del Baguazo, fecha en que el fujimorismo apoyo al gobierno en la masacre de los hermanos de la selva, debemos ponerle fin a las aspiraciones de esta banda de asesinos, mafiosos y ladrones.
.

martes, 10 de mayo de 2011

DOCUMENTO: Bolognesi habla a los peruanos de hoy...

Nuestro colaborador, el escritor shilico-cajamarquino Jorge Pereyra, nos hace llegar un documento cuya lectura conmueve y debe servirnos para meditar el momento crucial que estamos viviendo (NdlR).

Hola amigos de CPM,
Les remito una carta histórica, la que escribió el coronel Francisco Bolognesi a su esposa en vísperas de la batalla del Morro de Arica, donde él sabía que iba a morir.
Por favor, léanla y medítenla.
Esperemos que, ojalá, la historia no se repita.

Saludos,

Jorge Pereyra




LEER, POR FAVOR ESTE DOCUMENTO CON ATENCIÓN

Aquí está el tenor de la última carta que Francisco Bolognesi escribió a su esposa. La carta fue fechada unos días antes de la derrota de Arica, cuando Bolognesi ya estaba enterado de que los refuerzos que esperaba no llegarían nunca, ya que el prefecto Leiva prefirió enviar esas tropas a Lima para apoyar a Piérola. El coronel Bolognesi sabía que estaba condenado a morir luchando. Este es el texto de la carta que muchos peruanos ignoran, ya que, por razones oscuras, la Historia la ha ocultado en complicidad con quienes gobernaron el país en los últimos 130 años:


"...Esta será seguramente una de las últimas noticias que te lleguen de mí, porque cada día que pasa vemos que se acerca el peligro y que la amenaza de rendición o aniquilamiento por el enemigo superior a las fuerzas peruanas son latentes y determinantes.

Los días y las horas pasan y las oímos como golpes de campana trágica que se esparcen sobre éste peñasco de la ciudadela militar, engrandecida por un puñado de patriotas que tienen su plazo contado y su decisión de pelear sin desmayo en el combate para no defraudar al Perú.

¿Qué será de ti amada esposa? Tú que me acompañaste con amor y santidad.
¿Qué será de nuestros hijos, que no podré ver ni sentir en el hogar común?

Dios va a decidir este drama en el que los políticos que fugaron y los que asaltaron el poder tienen la misma responsabilidad.
Unos y otros han dictado con su incapacidad la sentencia que nos aplicará el enemigo.

Nunca reclames nada, para que no se crea que mi deber tiene precio...” 


El coronel Bolognesi con su estado mayor, en Arica, en vísperas de la terrible batalla.

Bolognesi culpa de la derrota a Prado y Piérola. 
 
La historia es severa con el ex presidente Mariano Ignacio Prado, que escapó del país en plena guerra. Sin embargo, uno de sus descendientes, Manuel Prado Ugarteche, que fue educado en Europa con el dinero saqueado por su padre, fue elegido en dos oportunidades presidente del Perú.
La Historia es cruel y a veces pone a las naciones en forma reiterada ante la misma trampa. El dictador Alberto Fujimori también fugó del país llevándose una fortuna, antes de renunciar a la presidencia por fax. Su hija Keiko fue educada en Estados Unidos con dineros mal habidos, sustraídos por su padre del Tesoro Nacional.
Nicolás de Piérola, quien para los entendidos en temas histórico-militares fue el culpable directo de la derrota catastrófica, pasó a la historia como un presidente moderno que arregló la economía. 
La Historia, que es amnésica con Andrés Avelino Cáceres, sí recuerda que Piérola derrotó a la crisis económica. Este clima permitió que, más tarde, el descendiente de Mariano Ignacio Prado, un saqueador, ladrón y traidor, fuera elegido dos veces presidente.

Hoy, en el mes de mayo del 2011, la señora KEIKO FUJIMORI HIGUCHI se perfila con serias posibilidades de ser elegida como la primera presidenta del Perú.
Keiko Fujimori, que al igual que Manuel Prado Ugarteche fue educada en el extranjero con el frutos del saqueo que cometió su padre, ahora pretende ser elegida por el pueblo.

Quién desciende de un traidor (al igual que Prado) pretende hoy dirigir el Estado peruano.
Quién desciende de un cleptómano, que saqueó el país en complicidad con su asesor y socio Vladimiro Montesinos, pretende ser la primera presidenta electa del Perú.

¿No hemos aprendido nada los peruanos de lo que Bolognesi escribió en su última carta?

¿Podemos los peruanos ser tan amnésicos y premiar a quienes se han beneficiado del saqueo y de la rapiña?

¿Seguirás siendo, también tú, uno de los peruanos que piensa premiar con una vuelta al poder al felón Alberto Fujimori y a su hija, Keiko Fujimori, con tu voto?

¡REFLEXIONEMOS PERUANOS!


sábado, 7 de mayo de 2011

HOMENAJE A LAS MADRES DEL PERU

Por Jorge A. Chávez Silva
Se acerca el “Día de la Madre” y los mercaderes de afectos se aprestan a hacer su agosto con los regalos a mamá, traficando con el cándido amor de los hijos. En los estratos A, B y C del Perú habrá un sentido homenaje a la “Vieja”. La llevarán a un restaurant, con mozos y todo, y allí llorarán rociados con vino y se servirá un suculento almuerzo. Luego, en la casa, aplaudirán cuando abra los regalos: una licuadora, una cocina, una lustradora, etc, para que su trabajo sea más fácil. Ah, y el televisor obligado para que mire las telenovelas.

Humildes madres campesinas, víctimas de la esterilización criminal del fujimontesinismo.

Para las madres del Perú profundo será un día másde trabajo, porque no pueden bajar los brazos en la tarea de buscar el sustento diario con qué alimentar a los hijos. A las madres campesinas de cualquier rincón de nuestra patria no ha llegado la bonanza en que supuestamente vuela el Perú.
Queremos rendir homenaje a todas las madres que fueron víctimas de la insania de personas como Abimael Guzmán y Alberto Fujimori que sufrieron la pérdida de sus hijos como la señora Raida Cóndor, madre de uno de los asesinados de La Cantuta por el criminal grupo “Colina” y que, pese a que han transcurrido casi veinte años de los hechos, aun no puede encontrar los restos de su hijo, que en ese momento encarnaba su esperanza de salir de la pobreza.
Un homenaje también a la señora Susana Higuchi, que en un momento de valentía y honestidad, denunció en nombre de los niños que morían de frío en las alturas del sur, a los familiares de Alberto Kenya Fujimori , quienes se apropiaban de la ropa donada por países sensibles a la pobreza de los niños tercermundistas. Esta denuncia, en momentos en que el “chino” gozaba del favor popular, fue a raíz de uno de los primeros actos de corrupción que después se generalizó durante ese régimen.
Por estas denuncias, la señora Higuchi sufrió torturas psicológicas y físicas y su hija, la hoy candidata a la presidencia, calló en todos los idiomas, después la traicionó suplantándola como primera dama y ahora tiene el descaro de utilizarla para hacer campaña política, lo mismo que a sus hijos.
Un saludo también ¿por qué no? A las madres frustradas, a l as 250 000humildes campesinas , que en su insania el chino Fujimori hizo esterilizar para que no tuvieran descendencia, actos de los cuales ahora nadie habla, ni permiten hablar a los que padecieron los delirios del régimen fujimontesinista que ahora está empeñado en capturar de nuevo el poder para continuar con sus fechorías.
Un saludo a todas las madres que por alguna razón y por amor a sus hijos y procurar su bienestar, delinquieron y purgan condenas en las cárceles del Perú y a todas las que están postradas en los hospitales en busca de una atención, en la mayoría de los casos deficiente, que las devuelva a su hogar para seguir cuidando a sus vástagos.
¡Feliz Día de la Madre!

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!

miércoles, 4 de mayo de 2011

POLÍTICA: Ollanta Humala en Bambamarca

La gira electoral del candidato Ollanta Humala por las provincias de Cajamarca ha sido silenciado por la prensa de la capital. Aquí contribuímos a romper el cerco de la información con respecto a las actividades de este candidato. Creemos cumplir así con nuestro deber informativo.
"Yo me comprometo a respetar la volutand de Bambamarca y Hualgayoc con respecto a la minería. Se va a respetar actividades como la agricultura, la ganadería, el agua de los peruanos". Ollanta Humala, en Bambamarca, el 01/05/2011.






COLABORACIONES. Respuesta a Jaime Bayly

Publicamos esta respuesta de Mario Chávez Gil, colaborador nuestro, escrita a raíz de un volante que con la firma de Jaime Bayly, está circulando en diversos medios de información. El texto en cuestión queda sobreentendido por los argumentos que Mario utiliza muy bien para rebatir lo expresado por el controvertido periodista (NdlR).

Por Mario Chávez Gil
Trujillo
Existen quienes tienen acceso a los medios de comunicación por la profesión que tienen y desde allí pueden expresar sus opiniones o identificarse con determinada tienda política, y eso no es censurable, aunque no estemos de acuerdo, eso es democracia. Pero hacerlo por el salario que recibes y expresar aparentes opiniones que siguen al pie de la letra, el dictado de quien te paga, eso ya es otra cosa.
Años más, años menos, todos tenemos uso de razón a muy temprana edad, aún siendo menores, podemos distinguir entre lo bueno y lo malo, lo que es correcto y lo que no lo es.Y aquí, la señora Keiko Fujimori sabía perfectamente, pese a tener tan solo dieciséis años, lo que su padre, el reo, el preso, Fujimori (preso con gollerías gracias a los privilegios otorgados por el actual Gobierno y toda la tanda de delincuentes políticos que orquestan tanta permisividad), hacía a Susana Higuchi y le importó un bledo la humillación de su madre, con tal de ostentar el poder.

El fujimontesinismo, el real peligro que debemos evitar (Caricatura de Carlín)

Keiko, a pesar de su cínico pedido de perdón, jamás podrá despercudirse de toda la maldad y perversión del gobierno más corrupto que ha existido en el Perú, el Gobierno de los Fujimori. Keiko fue parte de ello. Pensar de manera diferente es negar el dolor de los deudos de La Cantuta y Barrios Altos y de todos los miles de fallecidos en la violenta ola de terrorismo de ambos lados, por un lado, la insania política de un desquiciado y por el otro, la violencia terrorista del Estado. Ambos repudiables, ambos causaron inmensa desgracia al país. No existe familia en el Perú que no conozca o no tenga un fallecido, víctima de la violencia de estado o del demencial terrorismo y allí, a la cabeza de ambos mandos estaban Alberto Fujimori y Gonzalo.
Keiko y sus hermanos estudiaron en Estados Unidos. La educación cuesta un dineral en ese país, dinero que el cómplice de Fujimori, también en la cárcel, entregaba a la entonces señorita de más de dieciséis años que bien sabía que era dinero robado a todos los peruanos.
Lo que suceda en Venezuela y su presidente, es algo que nos deba interesar un comino. Son los venezolanos los que deben juzgar lo que allí ocurre y allá también vemos que las opiniones entre los venezolanos están divididas.En el Perú, tenemos que ver que es lo que ocurre.
¿Quien vendió treinta y cuatro o más casas con compra y reventa sub valuada para evitar pagos al fisco antes de ser Presidente (engañando al pueblo)?: Alberto Fujimori. ¿Quien era su abogado?: Vladimiro Montesinos. Y digo engañando al pueblo, porque las propuestas eran populares. Los que tenemos cierta edad bien recordamos la traición de sus promesas. Igual que ahora, a inicios de los noventa, una campaña de terror contra Vargas Llosa, facilitó a Fujimori, ser electo Presidente.
Igualmente ahora se desata una campaña de terror orquestada por El Comercio y su prensa escrita y televisiva y los sicarios que dan asco, Althaus que llega a provocar náusea y ahora este miserable que firma el bosquejo que me habéis enviado. La bolsa cae, se alejan las inversiones, gritan al unísono, hombres y mujeres de la prensa canalla, resaltan que es por el peligro de que Ollanta sea Presidente, y cuando sube, se quedan mudos.
Ollanta Humala tiene el honor de haber sido dado de baja por un Gobierno y un Ejército corruptos. Un gobierno que llegó a corromper a toda la sociedad y sus instituciones siendo muy pocos los que escaparon a tal maldición, Los médicos del Seguro Social, en su gran mayoría, nos hemos mantenido al margen de la suciedad.Todos sabemos que el foquismo por sí solo no genera transformaciones y el levantamiento de Ollanta estaba condenado al fracaso desde su inicio.Pero hoy, los años han pasado y Ollanta manifiesta una madurez que ofrece con raciocinio, una esperanza para el Perú, no solo para los que tienen cierto bienestar, sino principalmente para los más desposeídos, para los que no tienen la opción de brindar alimentos completos a sus niños ni para ellos mismos, oportunidad de estudiar a todos y el derecho a la salud universal, mediante una mejor distribución de la riqueza, la participación en parte de las sobre ganancias que constituyen un tercio del presupuesto de la Nación y que se va del país, que no se reinvierte y no se reinvierte por los faenones actuales que deben se desterrados por Humala, pero sobre todo, desterrado por todos nosotros.
Nosotros debemos contribuir al esplendor que se avecina y ser solidarios con la pobreza de los desposeídos. No será con asistencialismo humillante, debe realizarse la transformación con la creación de trabajos dignos y decentes. Que el trabajo se convierta en fuente de alegría como debe ser y no como es actualmente, donde el trabajador acude a morir con doce a catorce horas diarias de trabajo, sin un descanso recuperador adecuado. Eliminando los trabajos de tercerización y services que explotan al trabajador y enriquecen a unos cuantos. Los trabajos deben generar derechos de asistencia médica obligatoria, sea cual sea la modalidad.
La transformación no será de un día para otro, pero tendrá que hacerse.No es justo que algunos paguemos siete soles por un litro de aceite y que lo mismo pague el reciclador o el policía, el aceite debe bajar a dos o tres soles para todo el mundo, pero no en base a subsidios, sino llevando adelante una reforma tributaria que exonere de impuestos hasta cierto límite de ingresos y puede ser el tope anual de los sueldos de los policías o maestros y pasado ese límite, el impuesto debe ser progresivamente ascendente para que los que más tienen, sean solidarios con el país. La pensión para los de sesenta y cinco años, debemos observarla como una reivindicación por la deuda interna igualmente los programas sociales para la niñez.
Ni Fujimori, ni Toledo, ni García han hecho gran cosa para el crecimiento continuo del país. Léase mejor: que hubieran hecho si no tendríamos oro ni plata: nada, y no hubiéramos crecido. Pero el oro y la plata se acaban y lo que es peor, se acaban matando pueblos y destruyendo la naturaleza. No existe pueblo minero que sea rico, dicho de otro modo: todos los pueblos mineros en el Perú son pobres, contaminados y con economías distorsionadas por la minería. Japón no tiene oro ni plata, para su desgracia sólo temblores y cómo creció.

Ahora, déjense de cosas y voten por Ollanta.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!
.

martes, 3 de mayo de 2011

OPINIÓN: Se vende o alquila periodista, para lo que sea

Por Crispín Piritaño
Celendín
Los últimos acontecimientos que han mecido, o remecido, a la opinión mundial, como el matrimonio del príncipe de Inglaterra, que pareció extraído de un anacrónico cuento de hadas, la beatificación de Juan Pablo II y la muerte violenta de Osama Bin Laden, han caído mal a dos de los personajes más egocéntricos del gallinero político nacional.
Los mencionamos por estricto orden de peso. El primero es Crazy Horse, nuestro presidente, quién está molesto por la trastada que le han hecho los protagonistas de estos hechos al casarse, beatificarse o morir cuando él no tenía nada evidente que ocultar, que barajar, con una densa cortina de humo. No tenía algo escandaloso, como el puntapié al ciudadano Lora o la cachetada, con mentada de madre incluida, a Richard Gálvez, el que le gritó la verdad, o, más grave aún, una audición de los petroaudios, o una masacre de aborígenes como en Bagua. Nada de nada… ¡Dios, qué desperdicio! El malestar de Crazy lo llevó a su infeliz y desatinada frasecita sobre Bin Laden y Juan Pablo II, que lo ha vuelto el hazmerreír del mundo.
El otro es el controvertido periodista Jaime Bayly, que funge a veces de escritor, pero es ante todo un payaso que ejerce en la "caja boba" para la distracción de las masas. Pan y circo, decían los emperadores romanos. Prensa basura y televisión con Bayly, dicen los dueños del Perú actuales. Bayly ha sido movilizado especialmente desde su querencia, Miami, para combatir el peligro que significa Ollanta Humala para la conservación de los privilegios de la plutocracia, la más retrógrada, egoista y estúpida de América del Sur, como es bien sabido.
¡Vuelve Bayly! ¡Vuelve Jaimito! ¡Vuelve para liquidar al monstruo de Humala! Los medios de la derecha se encargaron de alborotar el gallinero como nunca, pero, mala suerte, la violenta muerte del líder de Al Qaeda le quitó protagonismo al sicario alquilado, lo dejó danzando su "bayle del chino" solito y sin jaranearse. Bayly pasó desapercibido, sin pena ni gloria, toda una primicia en el medio, lo que debe haberle sabido a bola de sebo a él y a sus financistas.

El señorito "Jaime Bayle del Chino" dedicado a lo suyo, venderse. Visto por el genial Carlín.

Un gran hombre de prensa peruano, Luis Miro Quesada de la Guerra, acuñó aquella conocida frase: “el periodismo puede ser la más noble de las profesiones o el más vil de los oficios”. Verdad meridiana que los peruanos comprobamos cada vez que abrimos un diario nacional. Es una vergüenza, por ejemplo, que ew¡l grupo El Comercio, en lugar de seguir el pensamiento de su ilustre ex director, abone un periodismo como "el más vil de los oficios” al propiciar, en sus periódicos y su canal de televisión, a periodistas como Bayly, quien prostituye sin el menor rubor a "la más noble de las profesiones" y se vende al mejor postor.
Lo de Bayly, un fiasco para sus patrocinadores y para el fujimontesinismo, que es la bandería por la que ahora él se bate, fue más de lo mismo, pero en peor. Con la voz aflautada de siempre, la posición de señorona apoltronada y el lenguaje sibilino que ya sólo divierte a su clientela interesada, salió a destruir la imagen de Humala. Eso es lo suyo, destruir, demoler, asesinar, por encargo. Un auténtico sicario. Salió con la misma tónica que usó cuando atacó a Toledo en el 2002 y a Lourdes Flores en la reciente elección municipal, pero con una diferencia. Esta vez la cosa no funcionó. Al margen de que fue eclipsado por Bin Laden, su programa estuvo como desinflado porque el protagonista, el "chairero", salió a matar sin gracia, sin fuerza y sin convicción. Un fiasco total.
Sin gracia y sin argumentos, perdiendo toda objetividad y con el irresuelto de siempre al público que no comparte sus opiniones, habló de Andahuaylas, de golpes y de complots, pero sin pruebas, que es lo primero que debe sacar adelante un periodista que se precie de tal. Bayly uso su gigantesco cañón mediatico para liquidar al candidato de Gana Perú, pero el cañón estaba sólo cargado de aire, de viento. Falto de recursos, llegó a enrrostrarle su nombre a Humala, calificándolo de atípico ¿Olvida Bayly que Ollanta es un auténtico nombre peruano, más auténtico que Jaime? Claro que, a Bayly, como vive en Miami y está más cerca de la nacionalidad norteamericana que de la peruana, Ollanta le debe saber muy mal.
Intentando demoler a Humala, aplatabado y sin fuerza revisó su historial, defendiendo paralelamente al ex presidente Toledo y al ex ministro Kuczinsky, a quienes en el pasado había intentado destruir. Bayly no le teme a desdecirse y contradecirse, ¡qué le importa!
Criticó al candidato de Gana Perú por la prensa que inicialmente lo apoyó. Se olvidó de la prensa chicha al servicio de Keiko Fujimori, su candidata proclamada. No dijo una palabra de esa prensa siniestra cuyos editores esperaban diariamente el titular que les imponía Montesinos para atacar a cualquier opositor del régimen fujimorista. Este fue el caso de los diarios de los hermanos Wolfenson, de Expreso, del prófugo Calmell del Solar y los canales capturados por la corrupción, cuyos directores, ahora, o están presos, o siguen prófugos.
Bayly se mostró tal cual es, como sus mofletes de señora subrayando su avidez patológica por de dinero, como alguien capaz de vender su alma al diablo, si el diablo le da su precio de la hora. En el colmo de la desfachatez, arrogándose el papel de fiscal, intentó una ridícula parodia de Emile Zola y repitió hasta el cansancio el “Yo acuso” del genial francés. Si Zola lo hubiera visto lo hubiera callado de un sopapo. Los peruanos que lo vieron, en su mayoría, sonrieron con asco. ¿Con qué base moral se erige Bayly en el abanderado de la opinión pública? ¿De qué bolsillos salen las sumas que lo llevan a pretender torcer la voluntad de los electores peruanos?
Cuando los pocos que pudimos soportar sus enfermizas diatribas esperábamos, en aras de la equidad, una crítica al otro sector en pugna, nos dimos con la realidad de su compromiso, que no era una sorpresa. Para el animador de los shows políticos de la derecha, la señora Keiko es una persona decente, alguien puro que no tiene nada que ver con la corrupción ni las matanzas, nada que decir sobre las torturas infligidas a su madre, ni sobre el gobierno y dictadura de su padre, el gobernante más corrupto, asesino y ladrón que ha sufrido el Perú.
Al escucharlo, quedaba claro que su candidata y la gavilla de corruptos de la tienda de Fuerza 2011 nada tienen que ver con el pasado. Había que tener bofes para insinuarlo, pero Bayly puede todo, hasta bailar "el baile del chino", si el precio es el adecuado.
La urgente incorporación a las filas del fujimontesinismo de Bayly y del economista Hernando Soto (que firma como Hernando de Soto para darse "caché", como se lo recordó alguna vez el Premio Nóbel Vargas Llosa), ambos con la doble nacionalidad peruano-estadounidense, es un signo de desesperación y, por encima de todo, una señal, una palmaria demostración de que los viejos métodos diseñados por Vladimiro Montesinos siguen vigentes: comprar gente, comprar conciencias. Ante el fujijmorismo compraban congresistas, cómicos, animadores de "reality shows" y deportistas, ahora compra periodistas y economistas. Todo vale puesto que de lo que se trata es de volver a capturar el poder, de volver a capturar el Perú.
El pueblo no es tonto, sin embargo, señorito "Jaime Bayle del Chino", señora "Keiko, la de la Madre Torturada", señores manipuladores del grupo de El Comercio y del fujimontesinismo, aliados objetivos en esta hora frente a la amenaza de un nuevo Perú, popular y provinciano, que no respete sus reglas, que les "falte el respeto", "¡qué horror". Sus maniobras no pasarán. Anoche escuchaba en una radio comentarios sobre los efectos del show de Bayly y la mayoría de los que llamó decían que tras haberlo escuchado se decidieron finalmente, ¡votarán por Humala!
Ya sucedió con los candidatos que defendían El Comercio, Correo, Perú 21, La Razón, etc. Todos perdieron al final. Así que las injurias de Bayly contra Huamala tal vez lo único que han hecho es precipitar el harakiri que va a hacerse la señora Keiko, lo que significará el harakiri de la mafia de su padre y la derrota que le faltaba a la derecha peruana para darse cuenta de que su tiempo ha terminado y de que el nuevo Perú se ha echado a andar.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!
.

domingo, 1 de mayo de 2011

CANTACLARO: Gira de Ollanta Humala en Cajamarca

Por Constante Vigil
Celendín
En una gira relámpago por algunas provincias del departamento minero de Cajamarca, el candidato de Gana Perú, Ollanta Humala, llegó ayer a Celendín a difundir su prédica con un mensaje bien claro: “De ser gobierno, el Perú será para los peruanos y no para las transnacionales”, en precisa alusión a los intereses que tienen las compañías extractoras extranjeras que operan en la zona, en donde está ubicada una de las minas más grandes del Perú, Yanacocha, y en momentos en que la misma compañía -Newmont Minnig, Co., alias Yanacocha, alias de Minas Conga- se apresta a operar en nuestra provincia con todas las consecuencias que nos hacen temer sus antecedentes, mejor dicho su labor depredadora en Cajamarca.

Ollanta Humala en San Marcos, Cajamarca. No es tarde, cajamarquinos, para revertir los resultados de la primera vuelta, que nos avergüenzan.

La gira de Ollanta Humala se inició ayer en la capital del Departamento, luego prosiguió en la provincia de San Marcos, tras lo cual el candidato se dirigió a la Granja Porcón, donde tuvo una nutrida aci¡ogida y fue recibido como un defensor, en vista de los problemas que ha tenido la granja con Minera Yanacocha. Humala prometió que ayudaría al engrandecimiento de ese esfuerzo comunitario de gran productividad, a fin de que sirva como ejemplo a nivel nacional.
Hasta ese momento, su posible presencia en Celendín había despertado gran expectativa. Gracias a las eficacia de los activistas de Gana Perú, que lograron, con la debida coordinación, que el candidato finalmente extendiera su gira proselitista a nuestra provincia, la gente se movilizó en masa. Confirmada la noticia, y tras unas horas de intenso perifoneo, los resultados fueron de tal eficacia que, lo podemos afirmar sin temor a equivocarnos, se trató de un mitin apoteósico, como no se veía desde hace mucho tiempo en nuestra ciudad.
La gente se congregó en gran número frente al estrado levantado en la Plaza de Armas, pese a que poco antes se había desatado una torrencial lluvia que puso en peligro la presentación.
Ollanta Humala, luciendo un hermoso sombrero shilico, se dirigió a la multitud, subrayando su mensaje de que no debemos dejarnos arrastrar por la campaña de miedo orquestada por la derecha y por sus grupos de poder a través de los medios masivos de comunicación que controlan, como El Comercio y sus socios, que fieles a su historial vendepatria y a su angurria por la conservación de sus privilegios, pretenden oponerse al cambio que realmente necesita nuestro país a fin de que la riqueza llegue a todos los sectores.
El mensaje de Huamala, diametralmente opuesto al del Keiko Fujimori (no olvidemos que el padre de la candidata, el ladrón y asesino Alberto Fujimori, regaló Yanacocha a la transnacional norteamericana), fue una clarinada de alerta para todos los cajamarquinos y en especial para los celendinos, a fin de que estemos atentos a los acontecimientos y a la salvaguarda de los intereses de nuestra provincia. El paso del candidato de Gana Perú fue una bocanada de esperanza para nuestros pueblos, tras los errores y horrores que vivimos en la década del Fujimontesinismo, el gobierno más corrupto y saqueador de nuestra historia. Que sus crímenes no se repitan jamás.
Queda, pues, en nuestras manos y conciencias revertir el resultado impensado en Cajamarca y Celendín, en la primera vuelta, en las que triunfaron las fuerzas de la corrupción. Paisanos, ha llegado la hora de rectificar y de asumir la defensa de los intereses de nuestro pueblo.

¡SOLANO OYARCE, DEVUELVE LA CALLE QUE LE ROBASTE A CELENDIN!
.