sábado, 31 de diciembre de 2011

TESTIMONIO: El libro que cierra el Centenario de Arguedas

El libro que clausura en forma brillante el centenario de José María Arguedas, “Días de sol y silencio” (Fondo Editorial UIGV), es de la pluma de un escritor nuestro, Alfredo Pita (Celendín, 1948), y está dando mucho que hablar. No sólo lo decimos nosotros, quizás empujados por esa hermandad que genera el hecho de que Alfredo sea nuestro coterráneo y amigo, así como por nuestra coincidencia en las luchas en defensa de Celendín. Lo dicen los diarios más prestigiosos de la nación y medios de comunicación del extranjero, que exaltan la naturalidad y profundidad con que nuestro narrador describe sus vivencias junto al gran escritor apurimeño, así como las lecciones de vida que pudo extraer. La vida y la muerte de un escritor de la talla de Arguedas fueron un huracán que cambió la vida de las personas que se movieron en su entorno. De todo esto nos habla el nuevo libro de nuestro paisano. Transcribimos abajo el amplio despacho sobre el libro de la agencia española EFE, que recoge el diario “La República”. Y, aquí, otros enlaces a periódicos y sitios que han recogido la noticia de su publicación (NdlR).

La República, 27 de diciembre de 2011

ALFREDO PITA, UNA MIRADA ÍNTIMA A ARGUEDAS

Testimonio. El escritor y periodista acaba de publicar Días de sol y silencio. Arguedas: el tiempo final, un libro en el que pinta al autor de Los ríos profundos como “un ser complejo, alegre, solidario, con sus problemas y sus dramas”. El propósito, ha dicho, es arrancarlo de algún modo del culto en el que se le está encasillando.

José María Arguedas, un escritor mítico, de quien Alfredo Pita traza un sorprendente retrato lleno de humanidad y reconocimiento, en un libro que cierra con broche de oro el año de su centenario.

Un José María Arguedas íntimo, rodeado de amigos y familiares, silencioso por momentos pero también bromista y entrañable, recorre las páginas de Días de sol y silencio. Arguedas: el tiempo final, un libro publicado en Lima por el escritor peruano Alfredo Pita.
Pita, autor de la novela El cazador ausente, ganadora en 1999 del Premio Internacional de Novela Las Dos Orillas, afirmó a Efe que decidió escribir este libro tras reconocer que “no había muchas personas que pudieran encargarse de la tarea”.
“Yo había tenido la suerte de estar cerca de José María Arguedas, en su casa, su cotidianidad, su amistad. El haber estado cerca de él y de su familia en torno a mis veinte años y el tener hoy la escritura como actividad principal me ponía en una rampa de disparo inevitable hacia este libro”, explicó el escritor.

Alfredo Pita, escritor peruano de renombre internacional, nacido en Celendín en 1948.

Testimonio de parte
Alentado por los encargados del Fondo Editorial de la Universidad Garcilaso de la Vega, con motivo de la celebración del centenario del nacimiento de Arguedas (1911-1969), que se cumplió este año, el autor retrató los últimos años del escritor andahuaylino, quien se suicidó en 1969.
Su libro ofrece, de esa manera, un acercamiento íntimo y poco conocido a la relación de Arguedas con su esposa chilena, Sybila Arredondo, y los hijos de ella, así como a los personajes que pertenecían a su entorno o lo buscaban por su reconocimiento.
Aporta además nuevos datos sobre una famosa polémica literaria que el escritor peruano mantuvo con el argentino Julio Cortázar poco tiempo antes de su muerte.
Pita señaló que su objetivo ha sido “hablar sobre todo del Arguedas vivo” y “de algún modo arrancarlo del culto, de los cultos, en que hoy sus sacerdotes lo veneran y lo están encasillando”.
Para Pita, Arguedas ha sido colocado como un “profeta del mundo andino, intérprete del alma quechua, héroe cultural y político de las masas oprimidas de nuestro complejo Perú”.
“También es el depresivo y el desesperado, con cuyas cartas íntimas y privadas hoy hacen su festín los aficionados a la psiquiatría literaria. Su suicidio parece autorizar todo tipo de rituales y excesos mórbidos en torno a sus despojos”, aseguró.
Recordó, al respecto, que hace unos años las autoridades de Andahuaylas extrajeron de manera casi clandestina sus restos de un cementerio de Lima “para organizarle una mausoleo que es a la vez tumba y altar de este tipo de religiones”.
“No sé qué hubiera pensado él de haberlo sabido o presagiado. De todo eso me he querido alejar en forma deliberada. He querido testimoniar, desde mi perspectiva, sobre el amigo, el maestro, el hombre”, enfatizó. (Por David Blanco Bonilla. Agencia EFE)

"Días de sol y silencio", el libro sobre José María Arguedas de Alfredo Pita.

...

viernes, 30 de diciembre de 2011

OPINIÓN: Cajamarca decreta la inviabilidad del proyecto Conga

Por Crispín Piritaño
Celendín
“La Ordenanza regional de Cajamarca que declara la inviabilidad del polémico proyecto minero Conga mantiene su vigencia legal, en tanto no sea declarada la inconstitucionalidad de la misma”, son las declaraciones del integrante del Tribunal Constitucional Fernando Calle al diario La Primera, uno de los pocos diarios que no ha vendido su alma a las codiciosas e insaciables transnacionales mineras.
De acuerdo a esto, es potestad del gobierno regional de Cajamarca declarar la inviabilidad del Proyecto Minero Conga y el gobierno central está en la obligación de buscar un dialogo alturado en el que los genuinos representantes del pueblo sean escuchados, mucho más con Gregorio Santos, representante elegido por la región a quien, el premier Valdés, en una actitud prepotente, típica de los cachacos del pasado, pretende ningunear.
La reacción militar de un inepto como Valdés seguramente será la de ponerse de la lado de la transnacional depredadora y criminal, presentando un recurso al Tribunal Constitucional contra la ordenanza regional, con lo cual la impopularidad creciente del gobierno de Ollanta Humana seguirá en picada pues el pueblo, en su gran mayoría, está con el Titular Regional y cuestiona a los felipillos que se presentaron en Lima para “dialogar” con el Primer Ministro y adoptaron algunos acuerdos sobre el peritaje a espaldas del pueblo.

Goyo Santos, un líder enfrentado al poder central, a la oligarquía y a las iras de las voraces transnacionales mineras.

Todo el planeta sabe ahora que el proyecto Conga es un atentado contra la vida, destruir lagunas nunca será civilizado, destruir lagunas significa que somos un país atrasado que vive en la barbarie geocida (Excúsenme el neologismo, pero no encuentro otro término para nombrar el afán destructor contra el planeta). La actitud prepotente, abusiva y violadora de los Derechos Humanos (derecho a la vida, al agua, a la alimentación, a la salud, a la paz, a elegir libremente representantes, al trabajo libre de contaminación, etc) con que viene actuando Valdés, pinta de cuerpo entero a los jefes militares, acostumbrados a imponer SU orden y disciplina a los pueblos, dando rienda suelta a intereses subalternos, sirviendo a la codicia empresarial que pretende continuar con el saqueo de las riquezas del país. Lejos de cumplir con su deber de defender a la patria, hacen lo contrario, entregarla a la voracidad de los extranjeros que desean mantenerla como colonia de donde se extrae materia prima regalada, mientras se condena a la mayoría de los peruanos a vivir eternamente en la miseria , el abandono y el hambre.
Como si el pueblo no conociera esta actitud, los uniformados se preguntan, por qué el pueblo los rechaza, por qué no reconoce sus “méritos”, por qué son denunciados los abusos y violaciones de los derechos humanos que cometen, y por qué la Comisión Interamericana de Derechos Humanos tiene que intervenir para exigir al Estado que cumpla con someter a juicio a los que torturan, asesinan, violan, esterilizan y desaparecen a los peruanos más humildes, inermes ante la prepotencia secular.
Lo más triste es que la matonería de que hacen gala con pacíficos ciudadanos que con todo derecho salen a protestar, no la demostraron cuando Ecuador nos venció en el Cenepa, ni con los chilenos durante 25 años en que siguieron la táctica del avestruz, avalando la politica de gobiernos entreguistas como los de Fujimori, Toledo y Garcia, quienes pusieron a ineptos títeres como ¿ministros de defensa? como en los casos circenses de Rey Rey y Flores Araoz. Parece una maldición para los peruanos que a los militares, en tiempo de paz hay que mantenerlos y en tiempo de guerra hay que defenderlos.

Autoridades del Gobierno Regional de Cajamarca apoyando las decisiones del Presidente Gregorio Santos.

En qué parte del mundo se ha visto que las personas que defienden el medio ambiente, la vida, el agua son reprimidos con violencia, enjuiciados, malheridos y hasta asesinados. Esto es un despropósito de un gobierno autoritario e incapaz. Los verdaderos peruanos que amamos de veras a nuestra patria tenemos que unirnos contra los que quieren entregar nuestros recursos a las grandes mineras transnacionales.
Nuestro oro se lo llevan en lingotes de 360 onzas a EEUU. Al año 2004, Newmont Mining , alias Yanacocha, había expatriado 19 millones de estos lingotes, por un valor actual de US$ 11,356,452,000,000; es decir 231 mil veces el valor de las reservas internacionales (RIN). Si estos lingotes se hubieran quedado en el Perú, la realidad económica de los peruanos sería diferente. Si el estado peruano fuera soberano, declararía de inmediato al oro recurso estratégico nacional y estaríamos a salvo de las deudas internacionales.
Considerando que desde 2004 hasta el presente año 2011, sigue saliendo del Perú barras de oro, esos once billones se han incrementado geométricamente. Si esta producción fuera para nuestros empresarios nacionales, para dar valor agregado en el mercado nacional, para nuestras reservas nacionales, tendríamos asegurado nuestro futuro, no sólo por 50 años, sino para 100 ó 200 años. Para muestra basta un botón: la familia Benavides, dueña de Buenaventura, accionista de Yanacocha, tiene una fortuna de 5 mil millones de dólares, dato que explica por qué tanto apetito por explotar Minas Conga sí o sí, para incrementar esa fortuna familiar, por eso arremete con sus socios de Yanacocha para acudir al TC a fin de que declare inconstitucional el decreto del gobierno regional y ellos puedan seguir enriqueciéndose a sus anchas, mientras que miles de cajamarquinos y millones de peruanos vivimos en extrema pobreza. Así no juega Perú.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, ¡CONGA NO VA, Y NO VA...!
.

OPINIÓN: Calma chicha

Por Víctor S. Chávez Velásquez
Arq. C.A.P. 8120
El niño llega al pueblo desde el internado militar en la capital de la república, viste su traje dominguero inmaculado, tiene la nariz respingada y usa anteojos, lleva el pelo con brillantina y el corte al estilo de militar prusiano, va enfundado en unos lustrosos botines negros dispuesto a jugar un partido de futbol, es el dueño de la pelota y escogerá con quienes quiere jugar, escogerá de qué lado de la cancha jugara y además el árbitro que le permita cometer todo tipo de tropelías a las cuales está acostumbrado, y si no gana en la cancha, ganará en la mesa.
No recuerdo si leí el cuento, si alguien me lo contó o quizás fue un sueño, pero de lo que sí estoy seguro es que, como en todas las historias, siempre hay algo que se funda en la realidad. Y la traigo a colación a raíz de lo sucedido la semana pasada en la ciudad de Cajamarca durante la mesa de diálogo tendiente a solucionar el conflicto de Conga, allí pudimos apreciar por donde iba la cosa, lo cual fue confirmada cuando el premier pateó el tablero ante la negativa del presidente regional de Cajamarca a firmar el acta. A su salida el premier confirmó lo que todos sospechábamos, que el proyecto Conga continuará.

Gregorio Santos Guerrero, presidente regional de Cajamarca.

Semanas atrás el premier deslizó la posibilidad de que el estudio de impacto ambiental sea sometido a un arbitraje y, como en el cuento antes mencionado, no se le ocurrió mejor idea que el árbitro sea el Banco Mundial. Pero como todo se sabe resulta que el dichoso banco es accionista de la propietaria que pretende explotar la mina en las alturas de nuestra provincia, ¿creen ustedes por ventura que su fallo sea imparcial?
Por qué armar todo este tinglado si el presidente de la PCM, tenía la certeza y la seguridad con la ejecución del proyecto sí o sí. Lo que trataba era ganar tiempo y hacer quedar al presidente regional y los representantes del departamento como los intransigentes y los malos de la película ante la opinión pública, por supuesto que muchos picaron el anzuelo y tomaron partido por el representante del estado.
Flaco favor se hace el presidente regional al negarse a reunirse en lima, en vez de encarar el problema, debió de aprovechar estas semanas para hacer su tarea como si creemos lo estuvieron haciendo los técnicos de la PCM y no armando el nacimiento o viendo a las pastoras, ha sido elegido para solucionar los problemas de su región y el proyecto Conga en el ámbito de nuestra provincias es un problema gravísimo. Lo único que ha logrado el representante de la región es convertirse en el Paco Yunque del cuento de Vallejo.
Estos días se respira una calma chicha que es producto de la intransigencia de ambas partes del conflicto, unos por negarse al diálogo y los otros al ir contra la voluntad de los cajamarquinos al pretender llevar a cabo el proyecto Conga. Esperamos sinceramente que no sea la calma que preceda al temporal de proporciones mayúsculas pues ténganlo por seguro que allí si se incendiara la pradera.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, Y NO VA...!
*

jueves, 29 de diciembre de 2011

CONGA: La maniobra al desnudo

CONFLICTO CONGA: LA FARSA DEL DIALOGO CON FELIPILLOS
Por Secundino Silva Urquía *
Ing. C.I.P.
Pese al carácter contrapuesto de las posiciones: ¡CONGA NO VA! del pueblo Cajamarquino y el ¡CONGA VA SÍ O SÍ! del gobierno, el inicio de las negociaciones, probó que los dirigentes de los frentes sociales y representantes del gobierno regional de Cajamarca, eran personas racionales, tolerantes y dialogantes; pero también dejó avizorar, la actitud autoritaria de algunos representantes del gobierno. Así el 04 de diciembre, el entonces Ministro del Interior Oscar Valdés, se comportaba como un soplón del Presidente de la República, informándole que “el Premier Lerner estaba haciendo demasiadas concesiones en la instalada mesa de negociación”. Entonces el gobierno a través del mismo Valdés, tomó como pretexto “que los dirigentes no querían levantar el paro”; para, mientras el Ministro Lerner iba a su hotel, lanzar al aire el mensaje a la nación declarando a cuatro provincias de Cajamarca en estado de emergencia; fue este torpedeo gobiernista e interesado del diálogo, el que motivó la renuncia ética del entonces Premier Salomón Lerner.
"Parece que el gobierno obligará a los cajamarquinos a repetir jornadas como las de la foto"
El objetivo político y sicológico del “estado de emergencia”, sin duda, fue la de amedrentar al pueblo cajamarquino con fusiles, botas y bayonetas, al estilo típico de las dictaduras. Así, de este modo, muestran su desprecio hacia las organizaciones sociales y populares, los partidarios de la derecha política entreguista y vendepatria, con tal de defender su modelo económico depredador, extractivista, primario y exportador. Queda claro para los peruanos, que este gobierno no defenderá los intereses de los peruanos; sino de las empresas transnacionales, que con el “marco legal adecuado y seguridad jurídica” que les dio el fujimontesinismo, más el visto bueno del toledismo, del alanismo y del herediahumalismo; continuarán saqueando nuestros recursos no renovables, a precio de ganga, y burlando la ley para no pagar sus deudas como el caso de Telefónica.
Ya es célebre la caricatura de Carlín, mostrando la faceta egocéntrica y autoritaria del Premier Oscar Valdés, quien el lunes 19 de diciembre, quiso que los dirigentes y representantes cajamarquinos, firmen sin discusión alguna su acta. Lo mínimo que podría hacer este señor, es matricularse en un curso sobre negociación, o bien dejar de hacer el ridículo. Luego de este suceso, la actitud de Valdés no es menos provocadora y cuestionable: declaró que: “el ejecutivo buscará nuevos interlocutores para seguir con el diálogo”. Es decir, asumió el papel y habló como un asalariado de Yanacocha SRL. La opinión pública nacional e internacional, debe tener presente la esencia corrupta y corruptora de Yanacocha SRL: uno de sus directivos de más alto nivel se reunió nada menos que con el más siniestro y corrupto personaje del gobierno de Alberto Fujimori: Vladimiro Montesinos. Pero si eso fuera poco: unos de sus crímenes más horrendos, el envenenamiento de más mil doscientas familias, a consecuencia del derrame de mercurio en Choropampa, sigue impune desde el año 2000, porque compró y compra jueces y fiscales. ¿Qué no podrá comprar Yanacocha?: la dignidad del pueblo cajamarquino.
El martes 27 de diciembre, el premier Valdés, muy orondo, declara triunfante que: “ya ha consensuado… con ´los representantes de Cajamarca´…porque tenemos que eliminar la extrema pobreza y mantener el crecimiento económico que tiene el país…”; y el ministro del Ambiente Pulgar Vidal, lo secunda: “se ha aprobado los términos de referencia para el peritaje internacional…que son muy claros en que el objetico central es establecer la idoneidad de las medidas de mitigación y su mejora para garantizar disponibilidad hídrica y calidad… (sic)”. Es decir que este peritaje internacional, tratado, no con dirigentes representativos ni legales, sino con felipillos y traidores a la causa del pueblo cajamarquino, no es para saber si el proyecto Conga va o no va, sino para “establecer la idoneidad de las medidas de mitigación y su mejora…”; es decir, es para ratificar la posición del gobierno de que “Conga va”, así de claro.
Frente esta realidad, los cajamarquinos que amamos a nuestra tierra; prometemos defenderla con valor, porque sabemos claramente acerca de: la depredación de su fauna y flora, destrucción de sus fuentes naturales de agua y contaminación y envenenamiento desmedidos que implicaría la ejecución del proyecto Conga. Solo nos queda asumir con seriedad la resistencia pacífica, con las armas de la razón y con la firme consigna: ¡CONGA NO VA!. Consideraremos que tendremos hasta cuatro frentes de ataque sistemático para resistir: El poder político y militar de este gobierno entreguista y continuista; el poder económico corrupto y corruptor de la transnacional minera Yanacocha SRL; la actitud traidora y vergonzante de los felipillos (**), encabezados por el Alcalde de Cajamarca; y el poder desinformativo de la prensa vendida y parcializada.

Lima, 27 de noviembre del 2011

¡CONGA NO VA! ¡Y NO VA...!

(*) Ingeniero CIP, Presidente del Comité de Apoyo a Celendín Cajamarca.

(**) felipillo (Para mí, con minúscula). Nativo peruano que acompañó a Francisco Pizarro y Diego de Almagro en sus expediciones al Perú, haciendo de su traductor, guía y facilitador. Su nombre figura en importantes enciclopedias como sinónimo de traidor.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, Y NO VA...!
.

miércoles, 28 de diciembre de 2011

CONGA: Acuerdos unilaterales en la PCM

.
COMITÉ UNITARIO DE LUCHA EN DEFENSA DEL AGUA DE CAJAMARCA

PRONUNCIAMIENTO


A LA OPINION PÚBLICA, LOCAL, REGIONAL, NACIONAL E INTERNACIONAL.

Las organizaciones sociales, sindicales, gremiales, estudiantiles y población en general, luego de la reunión de emergencia desarrollada ésta tarde, acordó lo siguiente:

1. DESCONOCER, en su totalidad el acta de acuerdos arribados en la ciudad de Lima en el Despacho de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM) de fecha 27 de diciembre, referentes al proyecto minero Conga.

El genial Carlín pegándole con martillo al autoritarismo.

2. DECLARAR, personas no gratas a Cajamarca a las autoridades y personajes que participaron en dicha reunión y firmaron los acuerdos a espaldas del pueblo, lo que demuestra una falta de respeto y clara traición al pueblo que los eligió.

3. DENUNCIAMOS, la actitud demagógica del alcalde provincial Ramiro Bardales Vigo, quien al mismo estilo del presidente de la república que cambia de discurso de acuerdo a la ocasión y conveniencia, en entrevista a un medio radial nacional ésta mañana anunció que su viaje era para hacer gestión propio de despacho, aclarando que no viajó para el tema conga porque es competencia de los alcaldes de las zonas de influencia del proyecto minero y del presidente regional, pero terminó firmando el acta, dando apertura al peritaje rechazado por todos los cajamarquinos.

4. CONVOCAMOS, a los pueblos afectados por la actividad minera de toda la región a la más amplia unidad y a pedir cuentas a las autoridades traidoras que han tomado decisiones a título personal sin considerar la voluntad popular.

5. SALUDAMOS, la firme decisión del presidente regional Gregorio Santos, y de todos los alcaldes valientes y los dirigentes sociales y ambientales con dignidad que escucharon la voz del pueblo y no viajaron a la ciudad de Lima a someterse a la imposición de las transnacionales en complicidad con el Poder Ejecutivo.

6. LLAMAMOS, a la población de toda la región a mantenerse alerta al llamado de sus dirigentes a una movilización en rechazo a la traición de las autoridades y reiniciar el paro indefinido.

¡ El agua es vida, no se negocia !

¡ Conga es inviable, hoy y siempre !

¡ Fuera autoridades traidoras de Cajamarca !

¡ No a la minería en cabeceras de cuenca !

Cajamarca, 27 de diciembre del 2011

A continuación publicamos el Acta levantada en la PCM, previo desayuno de los participantes en el bar Cordano. (NdlR)

ACTA DE ACUERDOS
Siendo las 10:30 am del día 27 de diciembre de 2011, en las instalaciones de la Presidencia del Consejo de Ministros, sito en el Jirón Carabaya cdra1 s/n Lima, se realizó la Reunión de Trabajo sobre el Proyecto Minero Conga, con la participación de los señores Oscar Valdés Dancuart, Presidente del Consejo de Ministros, Jorge Humberto Merino Tafur, Ministro de Energía y Minas; Luis Ginocchio Balcázar, Ministro de Agricultura; Manuel Pulgar Vidal Otarola, Ministro del Ambiente; René Cornejo Díaz, Ministro de Vivienda, Construcción y Saneamiento; Hugo Jara Facundo, Jefe de la Autoridad Nacional del Agua – ANA, Ramiro Bardales Vigo, Alcalde de la Municipalidad Provincial de Cajamarca, Fernando Chávez Collantes, Alcalde de la Municipalidad Distrital de Sucre; Luis Alberto Castillo Rodríguez, Alcalde de la Provincia de Contumazá; Santiago Zavala Silva, alcalde de la Municipalidad Jorge Chávez; Eloy Vera Marchena, alcalde de la Municipalidad C.P. San Juan de Yerba Buena, así como de las personas firmantes en la lista adjunta a la presente Acta.
Luego de un amplio debate y por consenso de los representantes de las instituciones antes consignadas, se llegó a los acuerdos siguientes:
1. Aprobar el texto de los Términos de Referencia del Peritaje Internacional del Estudio de Impacto Ambiental del Proyecto Minero Conga, el que se adjunta a la presente acta.
2. Dar inicio, a través de la presente reunión, al Peritaje Internacional señalado en el Numeral 1 precedente, procediéndose además a iniciar las acciones que correspondan para la contratación de los Peritos Internacionales que cumplen con los perfiles de los Términos de Referencia aprobados en el Numeral 1 precedente.
3. Aceptar la participación de la empresa estatal Activos Mineros S.A.C., a efectos de que comience a ejecutar labores de prevención a consecuencia de la temporada de lluvias, así como también la ejecución de las obras de infraestructura hidráulica, a realizarse en la zona.
4. Continuar con el diálogo en la Mesa Nº 2 para ejecución de proyectos de desarrollo de la Región de Cajamarca.
5. Los Representantes del Gobierno invocaran a través del diálogo con las Empresas Mineras que desarrollan sus actividades en el Departamento de Cajamarca, para que incrementen la contratación de ciudadanos de las localidades del entorno, así como empresas formales del departamento.
Siendo las 13 horas se dio por concluida la reunión, suscribiendo en señal de conformidad.

¿Serán los verdaderos representantes del pueblo?

Después de las firmas de los interesados funcionarios del gobierno firmaron los cajamarquinos felipillos presentes, muchos representando a una sola institución, para hacer bulto, otros sin ninguna representación y otros, por último, no sabemos a santo de qué, como el decano del colegio médico. (NdlR)

Ramiro Bardales Vigo, alcalde de la provincia de Cajamarca
Ginés Cabanillas Angulo , municipalidad de Cajamarca
David Manuel Lara “ “ “
Ruth Díaz Camoñes “ “ “
Luis Castillo Rodríguez, Muncipalidad de Contumazá
Jesús Julca Marín, Municipalidad de Baños del Inca
Carlos Tirado, Rector de la Universidad Nacional de Cajamarca
Ivan León Castro, decano del colegio de periodistas
Edmundo Zambrano, decano del colegio médico
Efraín Castillo Obispado de la Diócesis de Cajamarca
Jorge Vergara Quiroz, cámara de comercio de Cajamarca
Javier Pereira Díaz “ “ “
Teresa Cueva Cacho, cámara de transportistas de Cajamarca
Edgardo Malaver Rabanal, asociación de empresarios de Cajamarca
Luis Alberto Quiroz Rojas “ “ “
Carlos Alberto Quiroz Sánchez “ “ “
Luis Alberto Rossel Claudet “ “ “
Henry Collantes Angeles “ “ “
Víctor Malca Portal “ “ “
Fernando Chávez Collantes, alcalde de Sucre
Santiago Zavaleta Silva, alcalde de Jorge Chávez
Celso Jaime Salazar Lescano, junta de usuarios del río Chonta
Julio Alberto Núñez
Eloy Vera Marchena
Héctor Araujo Sánchez
César Alaya Julca
Justo Julca Sánchez
Santos Guevara Lozano
Reynerio Malaver Vargas
Rosario Rabanal Castro
José Féliz Mendoza Cotrina

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, Y NO VA...!
*

lunes, 26 de diciembre de 2011

CIVISMO: Valiente actitud de docentes del INA 38

.
PRONUNCIAMIENTO

Los Señores Profesores de la Institución Educativa “Manuel de Piérola Castro” de esta ciudad y los Señores Trabajadores Administrativos de la Institución y cuerpo Directivo en uso de nuestros derechos ciudadanos ante los problemas vigentes de nuestro pueblo. Vigilantes de la conducta funcional de nuestras Autoridades, nos dirigimos a la opinión pública local, Regional, Nacional e Internacional para hacer de su conocimiento lo siguiente:


1.- Que desaprobamos y censuramos la conducta funcional del Señor Alcalde Provincial de Celendín, el Médico Veterinario Mauro Siles Arteaga García, por su actitud ambigua y que no refleja el verdadero sentir del pueblo, en pro de la defensa de los acuíferos alto andinos de Celendín que se encuentran en peligro de ser depredados, destruidos y contaminados a plenitud por el proyecto minero Conga, que pretende la apropiación definitiva y destrucción de dichas lagunas alto andinas.
2.- Que nuestra posición en defensa de la vida y medio ambiente, seres vivos, plantas y animales incluido el hombre y la posición de la mayor parte de instituciones representativas de Celendín, es tajante y definitiva: NO AL PROYECTO CONGA, que es lesivo a los intereses ambientales de Celendín y que no es defendida a su cabalidad por el Consejo provincial de Celendín, que personifica Mauro Siles Arteaga García.
3.- Que después de haber firmado la carta de rechazo al Proyecto Conga y Galeno, que son los proyectos lesivos a Celendín, precisamente por estar ubicado en cabecera de cuenca, ha simulado una renuncia ilegal al cargo de Alcalde; a sabiendas que el cargo de Alcalde es irrenunciable y que desde el punto de vista de la ética y de la responsabilidad con el pueblo no debía no podía hacerla, dejando al pueblo sin representación edil en tan grave situación, justo en el momento en que más se necesitaba su presencia para la defensa de los intereses ambientales de Celendín y la región.


4.- Que consideramos que la actitud funcional del Señor Alcalde constituye una burla al pueblo de Celendín, traiciona a nuestra preciosa tierra, ya que ni la ORDENANZA 020 del 2004 que él mismo ha firmado a instancias del Gobierno Municipal de Sorochuco, no está legalmente defendida a pesar de tener TRES (03) abogados en la Municipalidad, quienes son indiferentes a los intereses del pueblo.
5.- Que nuestra Institución ha asumido una actitud vigilante de la conducta funcional del Señor Alcalde Provincial de Celendín, que no asume ni se preocupa cabalmente por lograr por lograr el objetivo fundamental del pueblo, que es el rechazo definitivo a los proyectos mineros que se ubican en cabeceras de cuencas; que directa e indirectamente contaminan y afectan al medio ambiente generando su destrucción total de la vida en cualquiera de nuestros pisos altitudinales y ecológicos.
6.- Que nuestra posición rechaza rotundamente a aquellos profesores que han traicionado a los intereses del pueblo de Celendín.

POR LA UNIDAD DEL PUEBLO DE CELENDÍN,
POR LA DIGNIDAD DE NUESTRA CONTRA LA CONTAMINACIÓN Y DESAPARICIÓN DE NUESTRAS LAGUNAS ALTO ANDINAS,
CONTRA LA INCAPACIDAD ADMINISTRATIVA DE LA MUNICIPALIDAD PROVINCIAL DE CELENDÍN.

FIRMAMOS:

1.- Segundo Fernández Lobato DNI 27427418…… Firma

Continúan firmas ... (ver imágenes adjuntas).


¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, Y NO VA...!
*

LITERATURA: La poética de Mime

Por Jorge Horna
Reconociendo la calidad formal de su escritura: verso elaborado con destreza, preciso y cuidado lenguaje, ritmo y musicalidad imprescindible, estilo reflexivo; la lectura de Resplandores en la bruma de Manuel Sánchez Aliaga, nos induce al tratamiento de los contenidos que aborda en el poemario aludido.
El poeta, en tanto ser humano, apela esperanzado a la palabra y desde la nitidez de sus íntimas heredades percibe el hallazgo de su propia identidad, expresada en claridad, cual agua pura de los manantiales. Invoca para este propósito la lucha inmanente entre entendimiento y oscurantismo, expresa su dicha plena en la búsqueda reiterada de la incandescencia espiritual.
Ante las fragilidades, flaquezas y el menoscabo de la dignidad, consecuencia de la desnaturalización humana, el poeta muestra su compasión, pero en un acto de ternura iza la recurrencia de su mensaje para cincelar una “naciente alborada, / (una) nueva creación”.
En Resplandores en la bruma bulle la fuerza anímica de la belleza en su estado pétreo, la cúspide de los valores humanos en las circunstancias diversas de la vida.


Como para brindarnos el colmado disfrute de su palabra poética, Manuel Sánchez Aliaga emerge también con sus recuerdos amorosos, encendidos romances que, siendo a veces efímeros, gozan de un aire celebrante. Buena parte de los poemas están dedicados a la amada; así se declara: “…escribo en tu frente / con la tinta indeleble / de mis venas”. Luego: “Sentirás por las noches / el guiño de una estrella, / su aguda mirada, / y temblarás / pensando en mí, / y al volver la cabeza / un suave golpe de viento y de luz / te besará”.
Sin embargo, su gran cariño, su inmenso amor es universal, cósmico; por eso, atento a su preocupación esencial retoma la tenaz exploración de la existencia, entonces dilucida con su magistral versificación, peculiaridad ésta que lo define como un profundo poeta.

INTROSPECCIÓN

(…)
Quisiera arrodillarme ante el tiempo senil
vacío de imágenes
y pedir a mi acerba alegría
mude los sollozos vanos
en júbilo explosivo
el día que pueda anular
la aflicción, el caos,
con mi soplo de esperanza,
y alcance a transformar
la maldad del mundo
en árbol frondoso que exhale
perfume de azahares
y fulgor de estrellas
que esparzan
el bien.

SIDERAL

Voy al espacio sideral
a contemplar
la caída de las estrellas
unas tras otras…
Voy a ver el Sol.

Miro el Mundo, me duele.

Desolado, defraudado,
triste, encuentro
humanas tinieblas,
desentendimiento, confusión.

Vuelo entonces más allá
del espacio sideral
a verter lágrimas purificadoras
sobre los heterogéneos continentes
de la Tierra.

Vuelvo a empujar
un poco de día
sobre la noche.

CAMINOS

(…)
¡Ay, Camino interminable de la Tierra,
cómo me recuerdas
al camino inseguro de la Vida!
Tú, Camino de la Vida,
abrazando como siempre
al caminante,
recordando de los tiempos el Inicio,
haznos caminar sin titubeos,
sin tropiezos,
¡por favor, hasta el final

Manuel Sánchez Aliaga “Mime” (Celendín, 1939). Profesor, director y actor de teatro, gestor cultural. En su tierra natal fundó y dirigió periódicos y revistas (“Ecos”, “El Golpe”, “Marañón”). Ha colaborado como articulista en diversos medios escritos.

Ha publicado: en narrativa Pláticas del viento (2009) y el poemario Resplandores en la bruma (2011).

Lima, 22 de diciembre de 2011
*





martes, 20 de diciembre de 2011

OPINION. Mecidas de diálogo

Por Franz Sánchez
Las normas más elementales de diplomacia dictan que el diálogo siempre debe ser abierto y horizontal, no cerrado ni vertical. En un clima de conflicto social, es un error tener como anfitrión invitado al gobierno, como mediador, como coordinador, y como ejecutor.
Qué cultura es la sin cultura que representa la PCM, de administrar el ingreso al diálogo, excluir a los representantes sociales (que no son antojos, ni caprichos) sino que son elementos fundamentales para la representación social, para que la voz de la ciudadanía sea representada, igual que la de los comuneros, igual que la de la comunidad cristiana (iglesias), representación edil alcaldes: la sociedad en su conjunto.

Un diálogo al que solo los representantes del movimiento económico tienen derecho.

Por qué no se puso trabas para la presencia de representantes de la Cámara de Comercio de Cajamarca, por qué los que representan al movimiento económico sí tienen derecho al diálogo.
Primero que todo, ¿hay interés por solucionar el conflicto?, o hay interés por “aparentar” diálogo para oficializar firmas y seguir con la premisa férrea de persistir con un proyecto que presenta serias observaciones de impacto ambiental.
Ayer, no se le permitió ingresar, por orden de Valdés (que decía que la orden era de Humala), a tres personas: Idelso Hernández Llamo (presidente del Frente de Defensa de los Intereses de la Región Cajamarca, elegido por unanimidad por los ronderos de las 13 provincias), Élzer Elera López (Presidente del Consejo Regional), y Wilfredo Saavedra (Frente de Defensa Ambiental de Cajamarca), que quizá sea el que más incomodidad genera al señor Valdés. “El señor Saavedra se ha retirado y detrás de él se ha ido el presidente regional. ¿Entonces quién es la autoridad acá, en Cajamarca?”, se preguntó
Sin embargo cómo podemos pedir no considerar a dirigentes con pasado beligerante, si el mismo gobierno se hizo un camino político a punta de balas y con toma de comisaría en Andahuaylas. Lo que no necesariamente tiene que justificarse, y es más, en mi opinión Saavedra no es fiel reflejo de las comunidades de Huasmín, Sorochuco, La Encañada o Bambamarca, quienes lejos de politizar la defensa de sus recursos, piden un retroceso de maquinarias en favor de la protección de la biodiversidad, y fundamentalmente el agua.
No se permitió debatir acuerdos inscritos en el acta, ni siquiera volver a revisarlos, que es lo más prudente antes de proceder a firmar un documento que simboliza la firma de todos y cada uno de los cajamarquinos.
El Premier Valdés, firma el acuerdo y se retira. Y luego uno se hace la pregunta ingenua: ¿si fueran los inversionistas quienes estaban sentados para la firma, Valdés se hubiera retirado de forma exabrupta como lo hizo ayer?
Lo que se necesita ahora, es reanudar las conversaciones pero con una actitud franca y clara, con un interés político claro por solucionar el conflicto. No se puede operar un proyecto que no tiene la aprobación mayoritaria de la ciudadanía, esos conflictos siempre volverán a estallar, una y otra vez.
Se plantea el cambio de interlocutor con el gobierno central, se pide un mediador independiente que no sea la representación de los intereses del gobierno, que ya sabemos con certeza, se basan en sacar adelante sí o sí, la explotación a cielo abierto.
En comunicación para el desarrollo social nos enseñan a que las agendas se deben establecer a raíz del diálogo concertado e inclusivo, no en base a la imposición. Así, se entorpece todo. Y lo que debería ser una mesa de diálogo se convierte en una mecida con simulacro de diálogo. Y eso genera más desconfianza entre ambas partes, que hace rato desconfían, la una de la otra y viceversa.
Roguemos para que tanto cajamarquinos como representantes del gobierno central, puedan dar la prioridad no a sus intereses, sino a los de la población rural principalmente afectada por imposiciones que vienen de ambas partes pero que hoy dejan un tufillo a poca voluntad política e impericia del Ejecutivo para resolver una crisis que pudo haberse desarrollado de mejor manera.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, Y NO VA...!
*

domingo, 18 de diciembre de 2011

LITERATURA: "Días de sol y silencio", de Alfredo Pita

Cerrando en forma brillante los homenajes por el Centenario del nacimiento de José María Arguedas sale a la luz “Días de sol y silencio”, un libro de Alfredo Pita que narra los últimos años del escritor apurimeño junto a su familia y en su casa de Los Ángeles, Chaclacayo, tiempo del que fue testigo vivencial. El texto, que es una muestra más de la alta calidad literaria de Alfredo Pita, tiene la virtud de devolvernos a un Arguedas humano, gozoso y sufrido, frente al héroe deidificado y casi mítico que nos quieren vender algunas voces interesadas. Hemos leído con mucho cuidado el libro y nos ha llamado la atención cierta parte en la que Alfredo conversa con José María sobre Celendín y la presencia lejana de otro autor emblemático nuestro, don Alfonso Peláez Bazán. El relato de Alfredo Pita en su conjunto denota una sensibilidad y una pluma que gratifica la espera de sus lectores, entre los que nos contamos, pues nuestro paisano es ya, para muchos, un escritor de culto. Reproducimos el artículo aparecido en el diario La Primera, el 18/12/2011 (NdlR).

ARGUEDAS EN LOS ANGELES
Por Marco Fernández
Desde París, su actual residencia, el escritor Alfredo Pita ha resaltado en la introducción de su “Días de sol y silencio” que la insistencia de su editor peruano, Lucas Lavado, y su habilidad para presionarlo “moralmente” ha hecho posible este libro donde narra sus momentos con José María Arguedas y su esposa Sybila Arredondo, en Los Ángeles, en Chaclacayo entre abril de 1967 y noviembre de 1969.
Hay muchas cosas que resaltar en este libro. Una de ellas es el imperativo de escribir de José María Arguedas. En el libro, Pita recrea una conversación de José María Arguedas y Hugo Pesce, médico y filósofo peruano que fue declarado hace diez años Héroe de la Salud Pública en el Perú por la Organización Panamericana de la Salud (OPS)
-“ Doctor Pesce- dice Arguedas- usted es uno de los grandes criminales que hay en este país…!
Pesce se detuvo en seco, sorprendido, y balbuceó:
-¿Por qué me dice eso, José María?
-Porque con todo lo que sabe, ha visto y ha vivido, hasta ahora usted no ha escrito sus memorias, doctor.
Pesce sonrió, avanzó, y ambos se abrazaron. El médico subrayó:
-Entonces lo mismo se puede decir de usted, José María. ¡Ya somos dos los criminales…!
José María no reaccionó ante la respuesta. Sonriente y acogedor guió a la visita al interior de la casa, mientras yo pensaba que él, en su obra, al habernos revelado mundos llenos de tanta humanidad, ternura, dolor y poesía, ya había hecho un suficiente trabajo de memoria y testimonio”. (página 53).
Para José María Arguedas saber y vivir y no compartir era un crimen.

El escritor José María Arguedas y la carátula del nuevo libro de Alfredo Pita.

Testimonios como el de Alfredo Pita son necesarios para poder ver a personajes como Arguedas, para poder acercarnos a detalles humanos que no podemos conocer en la obra o la crítica de la obra. En la página 55 podemos leer que Pita se refiere a Arguedas como “Un amigo que pese a sus silencios, a su frecuente adustez, a su talante grave, a sus manos a veces olvidadas en los bolsillos y a su mirada perdida en alguna lejana quebrada, o precipicio, de los Andes o de su accidentada biografía, en ocasiones me sorprendía con su agudeza y amplitud”.
Dato interesante también es el que cuenta con respecto a los dolores de Arguedas. “José María escribía en su dormitorio, donde salía a veces pálido y desolado, frotándose la nuca, quejándose de un dolor insoportable en esa zona… producto del estrés, del insomnio y de las frustraciones frente al trabajo que importa y que no avanza como uno quisiera (páginas 59 y 60). Su amiga Gabriela Heinecke, Gaby, como la llamaban todos, quería darle clases de yoga, para que José María se quitara ese dolor y pudiera trabajar tranquilamente, pero “no aceptó”, cuenta Pita, “En cambio sí dio un audaz paso hacia la exploración psicoanalítica”, cosa que no era muy aceptada por sus contemporáneos. Para Arguedas, eran más importantes otros dolores que los dolores del cuerpo.

FOTOGRAFÍAS INÉDITAS
Comúnmente, advierte el autor, las fotografías que se reproducen de Arguedas, en diversos medios de comunicación, no cuentan con una debida información. En este libro podemos ver las imágenes de Olga Luna, quien fotografió la clásica foto de la sala, en ropas oscuras, delante del estante de libros; y también las del jardín, en donde posa con su familia (Sybila Arredondo y los dos hijos de ella), además de Mizy, el gato, y un gato de peluche. Pita lo describe así: “en la foto aparece José María frunciendo la nariz, haciendo, sin querer, ese gesto felino, muy de él que lo acercaba a Mizy (el gato) y su símil de trapo” (página 83).
Arguedas bañándose en el río Rímac, o de paseo por el Cañón del Pato son algunas imágenes que nos acercan a la intimidad del escritor.
Dato curiosos y que me lo verificó Severino de la Cruz, personaje real que inspiró al Rendón Willka de “Todas las sangres”, es que José María Arguedas sentía un sentimiento de culpa por haber dejado a Celia Bustamante, su primera esposa, por Sybila Arredondo. “En una ocasión”, cuenta Alfredo Pita, “cuando iba a una de esas visitas “cuando iba a una de estas visitas, llegamos a la casa de Celia Bustamante, su primera esposa. Me dijo que lo esperase en el auto, que no iba a tardar mucho, pero se quedó dentro por lo menos una hora y media. Me había dicho que iba a entregarle a su ex mujer la pensión mensual que le pasaba, pero sospecho que no solo se trataba de entregar el sobre que llevaba en el bolsillo del saco sino también de hablar con ella, de resolver algunos problemas. El hecho es que cuando volvió estaba muy abatido. Me pidió disculpas por la espera, pero también me dijo que las dificultades de salud y las quejas de su ex esposa le hacían mucho daño”.
En otra ocasión, Pita tuvo que esperar alrededor de una hora en el escarabajo Volkswagen de José María Arguedas, mientras éste conversaba con Dora Varona, esposa del entonces fallecido Ciro Alegría.
“—¡Pobre, Ciro…! ¡Pobre hombre…!” había exclamado Arguedas.
“Al parecer”, recuerda Alfredo Pita, “Dora, ante las cajas de papeles y archivos dejados por su esposo había decidido actuar y había llamado a José María para que la ayudase en la empresa que estaba por lanzarse. (…) Ciro Alegría había dejado muchos papeles sueltos, e, incluso, manuscritos no terminados, y su mujer quería no solo poner orden, legítimamente, en todo eso, sino que, eventualmente, quería terminar de escribir algunas de las historias que habían quedado inconclusas para publicarlas. Era, en todo caso, lo que había comprendido Arguedas”.
—¡Las viudas…! ¡Ah, las viudas…! —exclamó Arguedas y rieron juntos.
Hay muchas cosas más que resaltar de este interesante libro que le rinde un homenaje merecido a José María Arguedas en el centenario de su natalicio. Es un aporte de primera mano sobre la intimidad de Arguedas, en cuanto a los relatos del autor y la serie de fotografías que nos revela a un escritor aún más cercano a nosotros.
*

viernes, 16 de diciembre de 2011

OPINIÓN: Hildebrandt juzga a Vargas Llosa

Semanario "Hildebrandt en sus trece", 16 de diciembre de 2011

Matices
PALABRAS A VARGAS LLOSA, CON TODO RESPETO
Por César Hildebrandt
Nuestro Premio Nobel debe tener varios armarios para guardar los birretes, togas y mucetas que ha debido de ponerse con cada doctorado honoris causa que decidió recibir a lo largo de los últimos 30 años. Y debe tener escaparates para guardar las medallas que, en todos los husos horarios, han colgado de su pecho alcaldes, rectores, presidentes de repúblicas y variadas cámaras, jefes de entidades de todos los tamaños y de ambos hemisferios. Y no digo ya cuántas cajas harían falta para guardar los diplomas que el escritor, de modo tan generoso, ha debido de aceptar en esta carrera, paralela a la de escribir, de homenajeado crónico y resignado receptor de querencias.
Pero ni todo eso ni la universal consagración del ansiado Nobel le da autoridad a Vargas Llosa para venir aquí a otorgar indulgencias y a descalificar a los réprobos y a situar en el infierno a quienes no sientan ni piensen como él.
¿Qué puede hacer creer a un escritor que su opinión vale N veces más que la de un sociólogo? ¿Por qué el talento literario (y aun el genio) debe producir, por encantamiento, el ensayo perfecto, la lucidez indiscutible y los argumentos que no se podrán refutar?
García Márquez ama a Fidel Castro. Y García Márquez es un genio. Pero la infalibilidad no es un bien de los novelistas sino una atribución farsante del papado.
¿No fue Pound un canalla fascista y visitó Borges a Pinochet, de la mano de Sábato?
¿Y nuestro Mario Vargas Llosa no fue, acaso, fidelista de acero, velasquista de aluminio y, luego, con todo derecho, liberal de 24 kilates?
Eso de que los escritores emitan bulas y tracen fronteras de lo bueno y lo malo es un invento de los escritores que emiten bulas y trazan fronteras de lo bueno y lo malo. Esa es, por autocoronada, una monarquía napoleónica.
En todo caso, la opinión del Mario Vargas Llosa polémico y agitador se ha vuelto quizá previsible en los últimos tiempos. Con excepción de Israel, tema en el que ha elegido una vía políticamente correcta y corajuda, todos los tópicos del liberalismo abundan en la prosa periodística del escritor.
No resulta sorprendente, entonces, que aquí en Lima sus opiniones tiendan a coincidir con las de la CONFIEP y las de los sectores más conservadores de nuestra política.
Ese es su respetable derecho. Lo que no es tan respetable ni es derecho es que nos trate a todos como alelados admiradores que acataremos, leonciopradinamente, sus epítetos y sus vociferantes excomuniones. No pues, Mario: somos incondicionales de un puñado de libros magistrales que escribiste, pero no somos súbditos del hombre que admira más que a nadie a Margaret Thatcher -qué ordinariez- y que está convencido de que la libertad es sombra del mercado libre y la mano invisible.
Sin culpa alguna, sin conspiración detrás, sin cálculos, hay gente, Mario, que te respeta pero no te obedece y que sostiene, con una decena de razones, que Humala ha promulgado el olvido de sus promesas y es ahora un rehén de esta telaraña de poderes fácticos que no necesitan ganar elecciones para seguir cortando el jamón. Y cuidado, Mario, porque Keiko Sofía Fujimori está diciendo lo mismo que tú.

OPINIóN: Últimas noticias de Conga

Por Crispín Piritaño
La evolución de los acontecimientos en Cajamarca ha mostrado a un pueblo cajamarquino más unido que nunca en la defensa de sus recursos y su medio ambiente, única garantía de vida y de paz cívica entre nosotros. Los campesinos y los poblanos han tomado conciencia de la importancia de conservar las lagunas y humedales de las zonas altas de Huasmín y Sorochuco porque son las únicas fuentes terrenas de agua que tiene la provincia.

Un presidente que ya debería ponerse la camiseta del Perú.

Un gobierno prepotente y equivocado, que rápidamente olvidó sus promesas electorales, un presidente que parece tener bajo la piel la marca de Yanacocha, envió a sus fuerzas de choque para amedrentar a los defensores de las lagunas, mientras la prensa, acaudillada por el grupo de “El Comercio” y “Correo”, que ayer se vendió y se puso a disposición del fujimontesinismo, y por gente como el gordo Althaus, el fracasado Rospigliosi y la chismosa RM Palacios, a los que se han uncido los "periodistas del blackberry" en Celendín, fustigaba a diario a los “extremistas”, “terroristas” y retrógrados que se oponían al progreso del país, pidiendo el sacrificio de Celendín en pro de la patria, tratando de mostrar a una justa reinvidicación como un movimiento de cuatro gatos revoltosos que defienden a unas lagunas y bofedales que “no valían nada”.
Contra la decidida acción de los pobladores el gobierno lo intentó todo: amenazas, represión, argucias legales, adelanto de opinión, declaración de emergencia en cuatro provincias y hasta un recurso al que nunca debe recurrir un gobierno que se precie de democrático: el estrangulamiento económico de la región.
Frente a esta arremetida del oficialismo, voces sensatas de intelectuales del mundo ponían sus ojos en Conga y le pedían al presidente de la república declarar inviable el proyecto minero Conga por la propia salud del planeta. La codicia criminal de Newmont Mining Co., alias Yanacocha, alias Minas Conga, sentía que el piso se le movía bajo los pies porque veían que la reacción era cada vez más generalizada, y, para empezar, ya se había logrado la unión de las demás provincias que irán a un paro reivindicativo en defensa de las provincias en emergencia.
El problema de Conga produjo la caída de los ministros pro Yanacocha, con excepción de Salomón Lerner, que hizo de chivo expiatorio, y propicia un peritaje internacional que analice el problema y declare la posibilidad de explotar los recursos sin afectar las fuentes de agua. Creemos que este peritaje debe estar a cargo de organizaciones ambientalistas especialmente de países europeos como Dinamarca, Suiza, Francia y Alemania, naciones que priorizan la salud mundial sobre cualquier actividad extractiva que atente contra la ecología del planeta.
El problema de Yanacocha es que, pese a los esfuerzos de sus maquilladores por cambiarle el hocico y empolvarle las patas de rapaz, pese a explotar las debilidades de ciertos “artistas” cajamarquinos que no supieron valorar el papel que tenían con su pueblo, siempre será vista como una empresa expoliadora e irresponsable. Un huésped indeseable que recurre a métodos inconcebibles en una relación de convivencia minera-pueblo, porque asesina a sus dirigentes, desaloja a sus pobladores, contamina los ríos y los campos y destruye el hermoso paisaje con que nos dotó la naturaleza.
Por eso tenemos la confianza de que un peritaje imparcial descalificará a Yanacocha para seguir operando en Cajamarca, que le dirá basta a la prepotencia y al abuso. Por eso, antes de cualquier peritaje o negociación entre el gobierno y los dirigentes de Cajamarca es absolutamente necesario que Yanacocha retire sus maquinarias y sicarios de la zona porque tenemos que partir sin ventajas de ninguna clase. Mantener equipos y gente en la zona equivale a una provocación que puede desencadenar otras desgracias que tengamos que lamentar.
Por nuestra parte hemos incidido hasta el hartazgo y no nos cansaremos de hacerlo en el sentido de que ha llegado la hora de que el Perú reaccione y deje de ser un mero exportador de piedras chancadas y materias primas. El Perú debe tecnificarse y para ello el estado tiene que intervenir y apoyar proyectos educativos que lleven a los mejores estudiantes de la república a capacitarse en el extranjero. Solo de este modo seremos un país que se inserte verdaderamente en la modernidad.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, NO VA, NO VA…!
*

jueves, 15 de diciembre de 2011

OPINIÓN: La Resistencia como cliché

Por Franz Sánchez
Y en el reclamo de los justos, siempre habrá protagonismos excesivos, siempre habrá intereses personales que saciar. Siempre existirán borregos encandilados por la batuta de oportunistas que añaden a los acordes de sus flautas mágicas, sonidos de humanidad.
Y cuando siempre percibí la frivolidad del “club de damos y señoritos, residentes en Lima”, hoy me sorprendo de la manera cómo exaltan vivas y cánticos en favor de lo elemental y en contra de lo accesorio, claro sin perder la estampa sin identidad que los caracteriza.
Sigo anonadado de ver personas reclamando por justicia, y casi siempre uno no sabe si son celendinos por parte de la mamá, del papá, o simplemente por pura tendencia, como en fechas julias. Y al caso, eso no importa, si la resistencia es grande.
Pero una cosa es que sea grande y otra, que sea verdadera. Y yo quisiera que fuese más de lo segundo y menos de lo otro. Pero lo que yo quiera, realmente tampoco importa.

Las lagunas celendinas, el símbolo de la resistencia de un pueblo que ama la vida.

Yo hubiera querido una colecta capitalina en favor de las comunidades, yo hubiera querido no tener como representación a extremistas, hubiera querido no desenmascarar a los promineros que hoy tienen dos opciones: o están en el closet o consiguieron la máscara de ambientalistas. Yo hubiera querido menos fotos en veladas, menos figurettismo, menos cobardía municipal. Yo hubiera querido, pero qué importa.
Debemos tolerar las diversas posiciones frente al tema, de eso se trata justamente, de solucionar un conflicto sumamente intrincado, que no debe por ningún motivo enfrentarnos entre coterráneos.
Pero rayos, sí que molesta. Me molesta que quien tiene un poco de solvencia económica se crea la Coca-Cola en el desierto. Hable de crecimiento, de vanguardia, o llame “atrasados” a los que no pensamos como sus bolsillos. Realmente cree el sujeto que su persona es la representación del modernismo, que el modelo económico que defiende es el último grito de la moda (cuando más parece la época del virreinato).
Y es que, en esa misma línea, opinando sobre el mismo tema “el conflicto socio ambiental que ha generado Conga”, identifico dos grupos de obcecados defensores de la bonanza y la prosperidad monetaria: los que sin saber nada del tema, sin conocer el área de impacto, le dicen sí al proyecto minero (a ciegas). Pero también están, los que más escalofríos me dan, el grupo de personas que saben lo que sucedería si vulneramos las “zonas sensibles o neurálgicas” de nuestros ecosistemas que sostienen un ciclo natural de biodiversidad, y a pesar de ello “especistas” o no, le dan la prioridad a los réditos de la minería a cielo abierto, cual accionista que vacaciona en Miami.
De los otros, ufff!!! Hay una gama amplia de tonalidades que van desde el tono más carmesí, hasta el verde más claro. Pero como no soy exquisito en colores, para mí, todos están bien.
Lo que sí me incomoda, es que la resistencia sirva como cliché, como uno de esos “rollos” que aparecen de la nada y se comienzan a utilizar hasta que una vez desgastado no le quede a nadie, y se deseche como todo objeto utilizado por la nada pulcra sociedad del consumo.
La resistencia digna, que bien se hubiera podido llamar eco-resistencia, porque eso es lo que es, no debe ser empleada como uno más de los productos que se fabrican para masas uniformes de personas programadas con el mismo pensamiento, y que demandan la utilización de su imagen para recrear otro sistema lineal de consumo.
Ahora es el momento ideal, para desplegar también, la resistencia pacífica e intelectual.
Y en esa ruta están los artistas, los creativos, la picardía para doblegar la fuerza opresora, el ingenio para burlarse del poderoso, y eso es lo que debemos ser siempre: el pueblo. El pueblo de manifiesto, rechazando lástima, no el pueblo que mendiga porque es pobre, sino el pueblo pobre pero que es DIGNO, y que no mendiga nada, no pide migajas porque, él se merece lo que tiene.
Rechazo el cliché de los “etiquetosos”, el grito con raspado de amígdalas del indiferente que hace esfuerzos de representación celendina. Me apesta el cochino cobarde que criticó desde hace años nuestra posición y nos llamó “locos” “atrasados”, y hoy sin más ni menos se adhiere “espontáneo”. Sin embargo la gente tiene la oportunidad de rectificarse a tiempo, de todos modos lo único que se debe buscar con todo este despliegue mítico de contingencia es que los pueblos de nuestra lamentablemente “rica” provincia, decidan hacia donde quieren ir.
No confundamos, una cosa es Celendín en “resistencia”, y otra cosa, Celendín “resistente”. Ah no, “resistente” quiere decir que se le puede hacer cualquier tipo de vejación, ofensa, maltrato y por la naturaleza de su material solamente “resistirá”, “aguantará”. Cuando a lo largo de su historia, grandes personajes se erigían para rechazar cualquier indicio de afectación contra nuestra “DIGNIDAD SHILICA”, que es el verdadero tesoro que debemos proteger, a parte de nuestra belleza paisajística y nuestra biodiversidad ecológica.
Este no es un tema de política, de economía o de finanzas, este es un tema de humanidad, y sobre cuánto estamos dispuestos a someter a la naturaleza a cambio de extraerle, aquellos “prodigios” que más parecen una maldición, incluso en contra de la vida misma. Yo, lo vuelvo a expresar: En mi Celendín NO… (Y censúrenme por decir eso, para lo que me interesa continuar en medios, mis convicciones son firmes y perennes como la yerba a 4 mil m.s.n.m.).
Frente a los poderosos, está el poder de uno mismo: Como estos celendinos que navegan en las aguas de su laguna, así la transnacional diga que es de su propiedad. Y acaso no somos libres para elegir cómo vivir, y si se puede, cómo morir...
Morir… tenemos que morir algún día, entonces muramos LUCHANDO.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, NO VA, NO VA...!
*

miércoles, 14 de diciembre de 2011

OPINIÓN: El mendigo sentado sobre la bacinilla de oro

Publicamos este interesante artículo enviado por nuestro amigo, y colaborador, el arquitecto Víctor Chávez V., porque consideramos que las opiniones de nuestros profesionales, en cualquier campo de la cultura, son importantes para clarificar o enriquecer, incluso en la contradicción, la visión que debemos tener de nuestra problemática, así como para robustecer la justeza de nuestros afanes de preservar nuestros recursos, nuestra integridad y nuestras aspiraciones para el futuro (NdlR).

Por Víctor S. Chávez Velásquez
Arq. C.A.P. 8120
No se puede deslegitimar las protestas que sucedieron las semanas precedentes en la región Cajamarca y principalmente en el ámbito de la provincia de Celendín por el solo hecho de que quienes encabezaban dichas protestas y aparecen en los medios hayan sido autoridades elegidas por el pueblo y tengan un pasado nada santo por su militancia en grupos alzados en armas, que tanto dolor y sufrimiento causaron a la patria, hechos que por supuesto no compartimos.

Ojo de agua del río Grande en Celendín.

Hay quienes, y a raíz de la declaración del estado de emergencia, pretenden meter en un mismo saco a los extremistas que quieren sembrar el caos y a los campesinos y pobladores de Celendín, que hicieron sentir su indignación ante la pasividad cómplice del gobierno central por los atropellos que Yanacocha pretende llevar a cabo en las alturas de nuestra provincia. Salvo honrosas excepciones, periodistas y autoridades, no tienen el menor empacho en afirmar que los manifestantes han sido llevados de las narices, y que sus reclamos no tienen razón de ser. Debemos hacer conocer que Celendín es tierra de gente laboriosa, de artesanos hábiles que han hecho del tejido de sombreros de paja toquilla su modo de sobrevivir, Celendín es cuna de escritores, poetas, pintores y escultores de gran sensibilidad, y si hay algo que ha dado y sigue dando al Perú son los miles de educadores que ejercen la docencia en todo el territorio patrio, también nos caracterizamos por que tratamos de vivir en armonía con nuestro entorno.

Comuneros vigilantes de las lagunas, una actitud que debemos mantener siempre.

El jefe del Estado ha señalado que el subsuelo es de todos los peruanos, pretendiendo que puede disponer de cualquier lugar del territorio vía manu militari. Hay a quienes no les ha costado nada el pedazo de terreno donde viven, o lo han obtenido por generación espontánea, o gracias a la benevolencia de algún compadre; es bueno hacerle conocer la historia. Los shilicos, nos sentimos orgullosos de nuestros ancestros, pues quizás seamos el único pueblo que pago 14,000 pesos españoles por el lugar donde se fundó la ciudad y sus anexos, por eso discrepamos con el mandatario y le advertimos que los shilicos somos dueños hasta de la tierra del cementerio donde nos enterraran cuando no estemos en este mundo.
Con el criterio de que el subsuelo es de todos, también podríamos pedirle que nos permita a todos los peruanos disponer de los beneficios del gas de Camisea, a un costo de 12 soles o de 15 soles o de 20 soles o aunque sea el balón de gas a 25 soles como lo pregonaba a lo largo y ancho del territorio nacional, cuando se trataba por supuesto de ganar votos, haciendo luego tabula rasa a sus promesas cuando era candidato metiéndoles literalmente el dedo a quienes le creyeron. Como lo dijera Bonaparte “la mejor forma de cumplir con la palabra empeñada, es no darla jamás”.
Y se inflama el primer dignatario de la nación cuando los cajamarquinos le reclaman sus famosas frases “el agua o el oro”, ahora calla en mil idiomas y afirma que no quiso decir lo que dijo y como somos unos ignorantes shilicos pata rajada, no se nos debe de tomar en cuenta, para qué pues cumplir ese compromiso. Pregunto donde están los garantes de la democracia, el ex mandatario de la vincha o el marqués ganador del Nobel, de quien debo confesar mi gran admiración por su inmensa obra literaria y a quien estoy empezando e ver con otros ojos por el silencio sepulcral en que está sumido, ahora no dicen nada. Ellos son a quienes debemos de agradecer el gobierno que tenemos.
Soy de los que creen que las riquezas deben de ser explotadas para beneficio de los peruanos, por consiguiente, no soy de los que piensan a rajatabla que la minería se debe de proscribir, siempre y cuando no afecten al medio ambiente por supuesto, probablemente lo que acabo de escribir hará que muchos me suelten los perros. Desde mis épocas de estudiante en la escuela fiscal 85, allá en Celendín, me enseñaron de todas las riquezas que teníamos y dibujábamos su ubicación en el mapa de la provincia en nuestro cuaderno de tapa negra, también aprendimos de todo el potencial que esto significaba para el desarrollo de Celendín, y hemos conocido de Michiquillay y de yacimientos allende del cerro Tolón, de no metálicos de caolín y de mármol y en esa misma línea en cuanta discusión hemos participado hemos coincidido que dichos recursos deben ser explotados.

"...el colmo de la estupidez humana, y otra de las razones de la protesta es pretender desecar las lagunas y otras utilizarlas como botadero..."

El punto no es pues que los celendinos se opongan a la explotación de sus recursos, el problema surge cuando para lograr ello se pretende destruir el recurso agua, con el peligro que ello significa para los caseríos en torno a la cuenca de la parte baja, pues muchos de estos poblados han surgido a la vera de los ojos de agua o puquiales, los cuales; está demostrado no son otra cosa que las filtraciones que se dan en la parte alta de la cuenca, Celendín es un ejemplo tangible de lo que decimos, nuestro querido y emblemático “rio Grande” nace de un ojo de agua en el sector de La Tranca, el ojo de agua de el Guayao surte a todo Chacapampa, hay un manantial en la zona de Shuitute y son conocidos los ojos del Cumbe.
Pero el colmo de la estupidez humana, y otra de las razones de la protesta es pretender desecar las lagunas y otras utilizarlas como botaderos de desmonte con todos los contaminantes de la extracción del mineral. Eso es como tirarle sus desechos en la cara a los shilicos, el decir “la mina va si o si” no hará sino que el gobierno se siente a compartir la bacinilla de oro en la que nuevamente se sentará la minera que destruirá el ecosistema de nuestra provincia.
A la cascada de renuncias de viceministros y hasta del alcalde de nuestra provincia, se suma la renuncia del primer ministro que evidencia la gravedad de la crisis en el gobierno como consecuencia del problema de Conga, grave crisis que hace preocuparnos aun más. Señor presidente, escuche a los millones de esperanzados que creyeron en sus palabras y que lo encumbraron al primer poder del estado, haga oídos sordos a quienes le aconsejan por detrás de la oreja, mire usted en el espejo de la historia reciente, cómo terminaron algunos que le antecedieron.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, NO VA, NO VA...!
*

sábado, 10 de diciembre de 2011

OPINIÓN: Hildebrandt frente al volteretazo de Humala

El periodismo peruano es casi un desierto de pundonor y ética profesional, de respeto por sí mismo y por los demás. Quienes lo ejercen lo hacen por necesidad, la mayoría de veces, y por esta misma razón se venden, venden sus conciencias (que no su pluma, porque raras veces la tienen) al mejor postor. No todos, por supuesto. Hay periodistas jóvenes que hacen la experiencia y que pronto ven lo que les espera y resisten. Otros se apartan. Hay periodistas que viven vidas heroicas porque no están en alquiler. Algunos mantienen la generosidad y la entereza de la juventud hasta el final y se convierten en el látigo de la canalla que impera en sociedades como la nuestra. A esta raza pertenece César Hildebrandt, a quien ya varias generaciones de peruanos tienen que agradecerle el haber mantenido prendido el débil candil de la libertad de pensamiento y de la verdad en medio de las tinieblas nuestras. Nos hemos permitido tomar su último editorial por razones de emergencia nacional, y moral (CPM).

Fuente, Ensustrece. Lima, viernes 8 de noviembre 2011

Matices

LA DERROTA DE LA INTELIGENCIA

Por César Hildebrandt
Las decepciones son mayores cuando las esperanzas son más intensas. A pesar de que la segunda vuelta obligaba a Ollanta Humala a la moderación y a la búsqueda de consensos, era obvio que quienes votaron por él conservaron la expectativa de que un gobierno suyo iba a traer algunos cambios cualitativos. De eso se trataba, precisamente, la pelea política y moral con Keiko Fujimori.
Esa esperanza de cambios ha terminado.
En un proceso semejante a la progeria, esa enfermedad que envejece a los niños a la velocidad del infortunio, Humala se ha resignado a gerentear el Perú.
El poder económico ha hecho con él lo que logró hacer con casi todos: ensillarlos, adobarlos, engullirlos. Al empresario salitrero Billinghurst no lo pudieron convertir en sirviente y por eso le dieron un golpe de Estado. Al general Velasco no lo pudieron asustar y por eso lo han convertido en el demonio temido al que hay que seguir aporreando desde sus medios de comunicación.
Todos los demás entraron al redil.
Humala acaba de hacerlo a paso redoblado.
La declaratoria del estado de emergencia cuando se estaba a punto de llegar a un acuerdo no sólo dejó mal parado a Salomón Lerner sino que fue un mensaje hacia el futuro: los acuerdos son peligrosos cuando uno no está dispuesto a cumplirlos, mejor es militarizar "las ciudades alzadas".
Cajamarca no es una villa levantisca. Cajamarca está harta de esa minería avariciosa que todo lo enmugra con sus ácidos, sus humos ponzoñosos, su dinástica mierda.
Cajamarca no está contra la minería que respeta y concede. Está en contra de ese antro aurífero, colonial-mente prepotente, llamado Yanacocha.
Ahora Cajamarca es una ciudad tomada "por las fuerzas del orden".
¿De qué orden?
Del orden tal como lo entiende la derecha pre Gutenberg peruana. Es decir, palo y bala si es necesario con tal de que nadie se oponga a nuestro destino de vendedores de rocas molidas. Y palo y bala para los que osen enfrentarse a 200 años de desprecio.
Humala es nuestro nuevo Zelig. Habla como Sánchez Cerro, actúa como Alan García, decide como lo hubiera hecho Luis Bedoya. Ya ni siquiera disimula, lo cual, en efecto, es un mérito. Caída la máscara del reformador, apagadas las luces del centrista, Humala marcha a paso ligero a ser el albacea del modelo que aquí impuso una banda de delincuentes cuyo cabecilla tiene una sentencia de 25 años por delitos de lesa humanidad. Que Humala se prepare para otros Cajamarcas. Si cree que va a intimidar actuando como un matón que ordena detener durante diez horas, sin mandato judicial alguno, a dirigentes que salían de una cita en el Congreso, se equivoca.
Si cree que invirtiendo 500 millones de soles en infraestructura (mientras congela, irregularmente, las finanzas del gobierno regional) va a comprar a Cajamarca, se equivoca dos veces.
Y si cree que los aplausos de la derecha y su plebe amaestrada suponen un veredicto popular, se equivoca tres veces.
Saldrá este fin de semana una encuesta que dirá que su popularidad ha aumentado, señor Humala. No se la crea. Detrás de esas cifras está la verdad. La rabia polvorienta de los pueblos que se sienten fuera de toda inclusión política no la miden las encuestas, que a Fujimori también le sonreían.
No les crea, señor Humala, a los incondicionales que le dicen que usted ha recuperado la autoridad. Eso le decía El Comercio a Sánchez Cerro cuando mandaba bombardear Trujillo, y a Odría, cuando mandaba matar a Negreiros. La historia del Perú está plagada de ovaciones siniestras venidas desde los palcos. Los éxitos "del orden" siempre serán provisorios cuando la meta no es hacer justicia sino durar, congraciarse con los inversionistas mineros, ser plausible para los de siempre.

Caída la máscara, "quizá hemos empezado a tener a un González Videla..."

Era justo borrar a Conga de la cartera de proyectos mineros. No sólo porque es incompatible con la agricultura y la conservación de recursos hídricos de la zona sino porque su Estudio de Impacto Ambiental era, como lo demostró el ex viceministro José de Echave, maliciosamente incompleto. Y porque, además, Conga es hija de Yanacocha, una empresa que ha hecho todo lo posible para que los cajamarquinos la odien y le teman.
Ahora usted repite a Alan García con eso de que el suelo es privado pero el subsuelo es del Estado. Es un argumento tan indigno, intelectualmente tan mísero, que debería avergonzar a quien lo esgrima.
Vayamos al absurdo: ¿Y si mañana unos exploradores chinos o canadienses descubren, en las proximidades de Machu Picchu, un millón de toneladas de oro y varios trillones de metros cúbicos de gas? ¿Nos deshacemos de la zona de amortiguamiento de Machu Picchu? ¿Ponemos en peligro esa maravilla? No, ¿verdad?
Machu Picchu, al fin y al cabo, es el testimonio de una civilización que tuvo una relación amistosa con el medio ambiente. ¿Y por qué el pasado, por más majestuoso que sea, puede resultar más respetable que los límpidos presentes de una región que vive hace siglos de producir cosas fragantes que se comen?
Para llegar al subsuelo hay que perforar los suelos, abatir las propiedades, cambiar los paisajes, matar aguas. Decirle a Cajamarca que el suelo es suyo pero el subsuelo es "nuestro", es decirle que el suelo no es suyo y que está expuesto a la voracidad minera y a la complicidad del Estado con los poderes fácticos.
Somos una república unitaria, pero no somos una dictadura unitarista. Somos un país, no un cuartel. Y usted prometió (tengo las grabaciones respectivas) aguas y lagunas conservadas para Cajamarca, un nuevo país para los que han esperado tanto, cambios y reformas en los contratos de inversión que, tomando como base el interés público, así lo requirieran.
Presidente Humala: no crea que es usted muy original. Tiene usted una ascendencia histórica abundante, aquí y en América Latina.
Y a usted, que ahora profesa tan auténtica amistad por Chile, le contaré brevemente la historia de Gabriel González Videla, un probable clon suyo que gobernó a nuestro amable vecino del sur.
González Videla llegó al poder en Chile en 1946. Logró eso porque contó con el apoyo de un frente popular que incluía al poderoso Partido Comunista de Chile. Y obtuvo el respaldo de ese frente, que incluía al Partido Radical, porque prometió un Chile nuevo y más justo.
Pues bien, la presión de los conservadores, las amenazas de Washington (un diálogo con Truman fue decisivo), la falsedad o endeblez de sus convicciones empujaron a González Videla a reprimir salvajemente las huelgas de mineros que reclamaban mejores salarios y a quienes él, precisamente, había prometido nuevas perspectivas y trato más digno. De inmediato, dictó la famosa Ley de Defensa Permanente de la Democracia, declaró al Partido Comunista ilegal, censuró las publicaciones de izquierda y convocó a conservadores y liberales a integrar un gabinete que se llamó "de concentración nacional". Pablo Neruda, que en ese entonces era senador por el Partido Comunista, fue perseguido, vivió durante meses en la clandestinidad y, al final, penosamente, por tierra, pudo salir en secreto de Chile.
En su Canto General, Neruda escribió estas líneas bajo el título "González Videla":

"En Chile no preguntan, los puños hacia el viento, / los ojos en las minas se dirigen a un punto, / a un vicioso traidor que con ellos lloraba, / cuando pidió sus votos para trepar al trono... / A mi pueblo arrancó su esperanza, / sonriendo, la vendió en las tinieblas a su mejor postor, / y en vez de casas frescas y libertad, lo hirieron, / lo apalearon en la garganta de la mina, / le dictaron salario detrás de una cureña, / mientras una tertulia gobernaba bailando / con dientes afilados de caimanes nocturnos".

En el Perú no tenemos, fatalmente, a un Neruda. Pero quizá hemos empezado a tener a un González Videla.
Alguien que pierde los ideales, un gobierno que abandona su esencia, un horizonte de bala y pragmatismo, la política hecha medición de PBI y aplauso de las agencias de calificación de riesgo, ¿qué son, qué galaxia de sentido forman? El fenómeno tiene un nombre: es la derrota de la inteligencia y el triunfo de la administración.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, NO VA, NO VA...!

viernes, 9 de diciembre de 2011

ESTUDIANTINA: Promoción de Educación Primaria 1972 – IPRC

Por Jorge A. Chávez Silva, “Charro”
Descansando un poco de la tensión que significa nuestra participación activa en la lucha por la defensa de nuestra provincia, insertamos esta fotografía del recuerdo en que figuran los alumnos de la Promoción de Docentes de Educación Primaria de 1972 del Instituto Pedagógico Regional de Celendín.
Vivíamos la época de gloria del Pedagógico y nada parecía ensombrecer el panorama de nuestra alma máter, el director era el maestro Orestes Tavera Quevedo y los profesores que lograron la formación de estos noveles docentes fueron entre otros: Ranulfo Castañeda Tasilla, Jaime Esmeldo Aliaga Apaéstegui, Héctor Silva Araujo, Bonifacio Mariñas Casahuamán, Jaime Salas Salas, Baltazar Linares Quiroz, Orlando Merino Quevedo, todos bajo la batuta del insigne maestro Moisés Ortiz Huamán.
El IPRC, albergó a los estudiantes, no solo del ámbito de la provincia de Celendín, sino también de otros lugares de la república, pues era tan buena la preparación pedagógica que se impartía en esa época que conseguir una plaza docente para un egresado era relativamente fácil porque veníamos con esta tarjeta de recomendación que evidentemente nos la daba la calidad de nuestros profesores.
La mayoría de estos muchachos que egresaron entonces hoy están jubilados y con nietos que cuidar y alguno, Como Carlitos Cachay ha fallecido, pues han pasado nada menos que cuarenta años desde que dejaron las aulas y echaron a volar por distintos lugares del Perú y algunos hasta del extranjero. Estamos seguros que volverán a vivir al contemplar sus rostros juveniles que reflejan las ansias de salir a trabajar para dar renombre a nuestra querida institución.


Están ashuturados de izquierda a derecha: Teófilo Collantes Chávez, Juan Hermógenes Salazar Chávez, Jorge Vásquez Barboza, Carlos Domidel Cachay Acosta (+) y Hugo Romé Merino Cortegana.
De pié la fila de mujeres: Hilmer Zumaeta Oyarce (¿?), Elena Pérez Tejada, María Rodríguez Díaz, Carmen León Castañeda, Rosa Horna Rodríguez, Coralí Chávez Chacón, Julia Zenaida Díaz Chávez, Isabel Zelada, (¿?)
Atrás: José del Carmen Muñoz, Fausto Zelada, Martín Chávez Silva, Wilson Desiderio Mori Chávez, Shushupe, William Pereira Barrera (¿?) y José Federico Merino Cortegana. Faltan en la fotografía Víctor Arana Portal, Reynaldo Rabanal Velásquez (+), Wilson Mori Díaz, Maricielo Barrantes de Villar, Segundo Chávez Arce, Nicolasa Cercado Rojas, Ninfa Constanza de Barrantes.

¡FUERA YANACOCHA DE CELENDIN, CONGA NO VA, NO VA, NO VA ...!
*

miércoles, 7 de diciembre de 2011

OPINIÓN: La voz de un hombre justo

Los pueblos de la Región Cajamarca, en estos días en que han luchado con las armas de la paz y la dignidad contra la amenaza de la minera depredadora y el abuso del poder central, lo han hecho convencidos de su razón y de su derecho, pero a veces se han sentido solos frente a la campaña de desinformación y de oprobio lanzada desde Lima por la máquina de prensa, televisión y propaganda de la minera y sus aliados. Un hombre, una voz, intachables, se levantan hoy para restablecer la verdad y para darnos fuerzas. Gracias Padre Miguel Garnett, gracias hermano Miguel Garnett (CPM).


A LA OPINIÓN PÚBLICA CAJAMARQUINA
Padre Miguel Garnett Johnson


Miguel Garnett
Jr. Santa Apolonia 146,
Cajamarca.
miguelgarnett@yahoo.es

A través de estas líneas, quisiera expresar lo siguiente:

Primero: mi apoyo incondicional al Reverendo Padre Marco Arana Zegarra por su postura clara y bien razonada contra el Proyecto Conga. Sé que ha estudiado la problemática minera a fondo y presenta sus argumentos en forma contundente, con calma y claridad.

Segundo: me llama la atención la opinión de algunas personas expresada desde la capital, diciendo que los cajamarquinos han sido secuestrados por un reducido grupo ideológico. Veo aquí una falsa politización de un problema social. No se trata de ideología, sino de agua. Nadie puede tomar ideología para vivir, pero todos tomamos agua; y es la defensa del agua, no de una ideología, que ha promovido las protestas y el paro en Cajamarca.

Tercero: quisiera felicitar a los organizadores del paro por haber logrado hasta ahora, evitar en general desmanes y actos de violencia; y, a la vez, rechazar el argumento de que hace falta declarar un estado de emergencia en Cajamarca para suprimir la violencia. Si no hay mayor violencia, no hay nada que suprimir.

Cuarto: una pequeña reflexión sobre desarrollo. He leído algunas comunicaciones que dicen que por ignorancia los cajamarquinos están rechazando el desarrollo y los beneficios económicos que traen la minería. Si miramos La Oroya y Cerro de Pasco es un tanto difícil ver cuales son los beneficios; y si tomamos el caso más cercano, de Hualgayoc, vemos que un pueblo que tuvo un boom minero a fines del siglo XVIII, quedaba como uno de los pueblos más pobres y desafortunados del Departamento de Cajamarca. No faltan aquellas personas que dicen que Cajamarca no era nada en cuanto a lo económico antes de la llegada de la Minera Yanacocha y que ahora goza de muchos beneficios económicos. Claro está que algunos ciudadanos sí gozan de ellos, pero ¿al costo de qué? Para la mayoría hay sufrimiento por los resultados de la contaminación ambiental y social, por una ciudad ahora fea, violenta y desordenada, y por la vivienda muy cara, entre otras cosas. Además, ¿por qué se mide el desarrollo principalmente por lo económico? Según lo que nos cuenta la mitología griega, el Rey Midas de Frigia, a quien el dios Dionisio le concedió el poder de convertir en oro todo lo que tocaba, no era exactamente el hombre más feliz que digamos. Para él, el agua y la comida se convertían en oro y así, como se dice vulgarmente, se fregó. Entonces, algunos pensadores son de la opinión de que se debe medir el desarrollo, no por lo económico, sino por la felicidad. En este caso, el país más desarrollado en el mundo es Bután, un pequeño reino budista de solo 47,000 km2 al norte de la India; es decir, un poco más grande que la Región Cajamarca, que cuenta con 33,248 km2. Los recursos económicos de Bután son la agricultura y la ganadería. ¿Suena familiar?

Quinto: el gran historiador británico Arnold Toynbee (1889-1975), en su obra La Humanidad y la Madre Tierra, dice que la agricultura y la crianza del ganado son los inventos humanos más importantes en toda la historia y pueden realizarse sin problemas hasta el fin del mundo, porque son fuentes inagotables de una fecundidad que produce vida. Mientras al contrario, aunque la industria metalúrgica haya elevado el nivel material de la vida humana, ha sido al costo de saquear una materia prima que es irremplazable y que, a la postre, produce la muerte. Además, Toynbee considera que esta industria es la fuente de todo conflicto social.

Finalmente: concluyo con algunas palabras de Cristo: “Eviten con gran cuidado toda clase de codicia, porque aunque uno lo tenga todo, no son las pertenencias que le dan la vida” (Lucas, 12,15) Más bien, “yo he venido para tengan vida y que la tengan en abundancia”. (Juan 10,10). Entonces, si no me equivoco, el agua es vida, pero el oro, no.

Miguel Garnett Johnson,
presbítero y escritor.
DNI 26606222.

Cajamarca, 3 de diciembre de 2011.

.